Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fariñas dejará la huelga si Castro convoca un referendo sobre la liberación de los presos

Guillermo Fariñas, en huelga de hambre por la liberación de los presos políticos enfermos, en una imagen de archivo.telecinco.es
La plataforma La Agenda para la Transición le envió una carta a Raúl Castro en la que sugiere que la consulta se haga en paralelo a las elecciones municipales que tendrán lugar el próximo día 25. Los disidentes piden que los cubanos respondan en las urnas si quieren que todos los presos políticos sean puestos en libertad (unos 200, según la oposición), o que sean liberados únicamente "los más enfermos, por razones humanitarias", o que todos sigan encarcelados.
El grupo opositor asegura que la iniciativa tiene el apoyo expreso de Fariñas, sicólogo y periodista de 48 años, que comenzó su ayuno para pedir a Castro, como "gesto humanitario", la "excarcelación" de 26 disidentes presos que están muy enfermos. "Contamos con la autoridad moral de Fariñas para asegurarle al Castro que si realiza lo que aquí hemos propuesto, él interrumpirá su actual protesta pacífica. Usted y su gobierno tienen la palabra", concluye la carta.
Fariñas, que ha reiterado que seguirá la huelga de hambre y sed "hasta las últimas consecuencias", está hospitalizado desde mediados de marzo en la ciudad central de Santa Clara, recibiendo hidratación y alimentación por vía intravenosa.
La Agenda para la Transición dice en la carta al presidente que no comparte su afirmación del domingo pasado de que Cuba padece una "descomunal campaña de descrédito" de Estados Unidos, Europa, la prensa internacional y la disidencia en torno a la situación de los derechos humanos en la isla.
"La única arremetida propagandística de este tipo es la que realizan algunos periodistas cubanos y un exiguo número de extranjeros al dar a esos valientes luchadores (los huelguistas) el título infamante de mercenarios", señala el grupo disidente, y dice que así el gobierno cae en el ridículo.
En la rueda de prensa y entre los firmantes estaba Félix Bonne Carcases, que ha prometido empezar una huelga de hambre si Fariñas muere y mantenerla también "hasta las últimas consecuencias".
Los portavoces de la Agenda para la Transición se mostraron pesimistas sobre la respuesta de Castro, argumentando que él nunca ha dado razones para albergar esperanzas.
Destacaron que Fariñas ni siquiera demanda la liberación de todos los opositores presos, sino solo la "excarcelación" (que se aplica por motivos de salud, sin extinción de la condena) de los que están más enfermos. EBP