Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El nuevo Gobierno jordano intentará acelerar la liberalización política

El rey Abdulá de Jordania ha tomado juramento este lunes a un Gobierno reformista al que ha encargado la misión de acelerar la liberalización política en respuesta a las protestas internas inspiradas por los levantamientos populares en el mundo árabe.
El primer ministro jordano, Zwn Jasawneh, un antiguo jurista en el Tribunal Penal Internacional, fue designado la semana pasada para reemplazar al exgeneral conservador Marouf al Bajit, quien había sido criticado por una gestión inadecuada de la crisis interna.
El exgobernador del Banco Central jordano Umayya Toukan ha sido nombrado ministro de Finanzas, una medida que los funcionarios consideran dirigida a aliviar las preocupaciones de los inversores sobre el alza del gasto público, que está amenazando la estabilidad fiscal y monetaria jordana.
Abdulá le advirtió la semana pasada a Jasawneh de que la misión de su gabinete era acelerar las reformas que el Gobierno saliente había estado lento en aprobar. El nuevo gabinete incluye a moderados, políticos tribales y tecnócratas para ampliar su alcance nacional. La poderosa oposición islamista declinó la invitación de Jasawneh para unirse al Gobierno, aunque le dio una cauta bienvenida y dijo que apoyaría una agenda reformista.