Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno mexicano promete limpiar Michoacán "caiga quien caiga"

El comisionado federal de seguridad para el estado mexicano de Michoacán, Alfredo Castillo, ha advertido de que el Gobierno de Enrique Peña Nieto limpiará la zona de delincuentes "caiga quien caiga", días después de que las autoridades detuviesen al secretario de Gobierno estatal, Jesús Reyna García.
Castillo, cuyo cargo depende del Ejecutivo central, ha sugerido que la persecución contra los delincuentes en Michoacán no entiende de cargos ni galones. La Procuraduría General de la República detuvo a Reyna por sus supuestos vínculos con la delincuencia organizada y Castillo ha advertido de que esta lucha seguirá "caiga quien caiga".
En este sentido, ha defendido que, si finalmente se comprueban las sanciones contra Reyna, su arresto "terminará ayudando" a Michoacán. "Nos podemos quitar a una persona en intereses contrarios al estado de derecho", ha declarado, en una entrevista al periodista Joaquín López Dóriga recogida por 'Milenio'.
El gobernador de Michoacán, Fausto Vallejo, ha reconocido que se enteró de la detención de su 'número dos' a través de Twitter y que fue una "sorpresa". Vallejo ha asegurado que, como funcionario, Reyna era "eficiente y eficaz" y, si cometió algún delito, "lo tendrán que determinar las autoridades".
El gobernador ha dicho sentirse tranquilo y contento y ha defendido que hechos como éste ponen de manifiesto que en Michoacán se ha acabado la impunidad, según una entrevista concedida a Radio Fórmula. Vallejo ha avanzado que, en caso de ser llamado a declarar en un futuro ante el juez por el caso Reyna, acudirá.
La detención del 'número dos' del Gobierno estatal ha supuesto el ascenso del hasta ahora subsecreario adjunto, Marco Vinicio Aguilera Garibay, según 'El Universal'.
AUTODEFENSAS
La delincuencia imperante en Michoacán ha extendido en este estado los grupos conocidos como 'autodefensas', formados por civiles y con quienes ahora negocian las autoridades para garantizar su desarme.
El comisionado federal de seguridad para Michoacán ha advertido de que, a pesar de los acuerdos a los que puedan llegarse con estos grupos, "no se pueden quedar". Castillo ha insistido en que deben "ir pasando al desarme" y ha sugerido que, entre las opciones que se discuten, figura la integración de algunos miembros de las 'autodefensas' en una policía rural.
Uno de los líderes del Consejo de Autodefensas de Michoacán (CAM), José Manuel Mireles, ha aclarado que se desarmarán hasta que el Gobierno federal "termine de limpiar el estado de criminales", en alusión a la reciente detención de Jesús Reyna, según declaraciones a Radio Fórmula recogida por el diario 'Proceso'.
Mireles ha admitido que este tipo de arrestos ayudan "muchísimo" al estado, habida cuenta de que considera que, al menos hasta ahora, las autoridades civiles y el Ejército no han hecho todo lo que deberían. El portavoz del CAM ha asegurado que no quieren seguir armados --"estamos cansados", ha dicho--, pero no les queda otra opción.