Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel insta a "no dejarse engañar por las palabras fraudulentas" de Rohani

Israel ha instado a la comunidad internacional a "no dejarse engañar por las palabras fraudulentas del presidente de Irán", Hasán Rohani, después que éste asegurara que, bajo su mandato, la República Islámica "nunca" buscará hacerse con la bomba atómica, abriendo así un camino hacia el diálogo con Estados Unidos.
"Uno no puede dejarse engañar por las palabras fraudulentas del presidente iraní", ha dicho la Oficina del Primer Ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, en un comunicado difundido este jueves, en respuesta a la entrevista concedida por Rohani a la NBC.
Tel Aviv ha recordado que "Rohani es el mismo que en el pasado se jactó de haber engañado a la comunidad internacional en las conversaciones (del Grupo 5+1)", según ha informado el diario israelí 'Jerusalem Post'.
Así, el país hebreo ha considerado que "la prueba no deben ser las palabras de Rohani, sino las acciones del régimen iraní". "Incluso mientras Rohani era entrevistado, Irán seguía adelante con su programa nuclear", ha recordado.
"Los iraníes intentan dar un giro ante los medios de comunicación occidentales, mientras sus centrifugadoras (para el enriquecimiento de uranio, supuestamente destinadas a conseguir armamento nuclear) siguen girando", ha subrayado.
Por todo ello, ha insistido en que "solamente la combinación del cese del enriquecimiento de uranio y de plutonio y el desmantelamiento de las centrifugadoras y de las instalaciones nucleares de Qom constituirán una verdadera cancelación del programa nuclear iraní".
"Hasta que se hayan dado estos cuatro pasos, la comunidad internacional debe seguir aumentando la presión sobre Irán" a través de sanciones", ha sostenido.
Además, Israel ha cargado contra Rohani por afirmar que "lo importante es que tanto Irán como los otros países de la región y sus pueblos crezcan unidos para evitar más agresiones e injusticias", al ser preguntado directamente sobre si admite la existencia el Holocausto.
"Uno no necesita ser historiador para admitir la existencia del Holocausto, necesita ser humano", ha estimado la Oficina del Primer Ministro, añadiendo que, pese a su tono conciliador, Irán sigue ayudando a la matanza de civiles en Siria.
ENTREVISTA A ROHANI
Israel ha reaccionado a la entrevista que la cadena estadounidense ha realizado al nuevo presidente iraní con motivo de su participación en la 68º sesión plenaria de la Asamblea General de Naciones Unidas, que se celebrará los próximos días.
"Bajo ninguna circunstancias buscaríamos (hacernos con) armas de destrucción masivas, incluidas las armas nucleares. Nunca", dijo el clérigo moderado, interrogado sobre la intención de Irán de fabricar la bomba atómica.
Rohani aseguró que así será, subrayando que "este Gobierno tiene plenos poderes y la completa autoridad para decidir sobre el programa nuclear" iraní. "El problema no vendrá por nuestra parte. Tenemos la suficiente libertad política para resolverlo", insistió.
Además, aclaró que no quiere "buscar la guerra con ningún país". "Aspiramos a la amistad entre las naciones de la región. Pedimos paz y estabilidad y la eliminación de todas las armas de destrucción masiva que haya en la misma", indicó.
También se refirió a la carta que el presidente estadounidense, Barack Obama, le envió para felicitarle por su victoria electoral del pasado 14 de junio y, según se ha sabido recientemente, para expresarle su deseo de solucionar este asunto por la vía diplomática.
"Desde mi punto de vista, creo que el tono de la carta es positivo y constructivo. Podría ser un paso sutil hacia un futuro muy importante en el que los líderes de todos los países piensen en el interés nacional y no estén bajo la influencia de grupos de presión", valoró.
En los últimos años, Estados Unidos e Irán se han enfrentado por el programa nuclear del país persa, que según Washington y sus aliados persigue la bomba atómica, mientras que Teherán afirma que tiene fines civiles, como la producción energética.
La negativa de Irán a permitir que los inspectores de la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) revisen con libertad todas sus instalaciones nucleares ha llevado al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas a imponerle varias rondas de sanciones, a las que se han sumado otras unilaterales de Estados Unidos.
PRIMEROS ACERCAMIENTOS
Desde la llegada del clérigo moderado a la Presidencia de Irán, el pasado 3 de agosto, se ha producido un acercamiento con Estados Unidos para superar la controversia de los últimos años sobre los fines del programa nuclear del país persa.
En la última semana, Teherán y Washington han revelado que Rohani y Obama se han intercambiado cartas, en lo que supone la primera comunicación directa entre los líderes de dos países que no mantienen relaciones diplomáticas desde 1980.
Obama ha considerado, también en una entrevista, que Rohani "es alguien que busca abrir el diálogo con Occidente", por lo que "hay una oportunidad para diplomacia" que tanto Estados Unidos como Irán deberían aprovechar.