Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Yatseniuk acusa a Putin de buscar "la Tercera Guerra Mundial"

El primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, ha denunciado que Rusia quiere iniciar una nueva guerra mundial ocupando Ucrania "militar y políticamente" y creando un conflicto que se extendería al resto de Europa. Las fuerzas especiales ucranianas han lanzado la segunda fase de su operación antiterrorista en el este del país y ha advertido de que considerará cualquier incursión en su territorio por parte de tropas rusas como una invasión y los atacantes serán destruidos.

"Los intentos de conflicto militar en Ucrania llevarán a un conflicto militar en Europa", ha prevenido Yatseniuk ante el Gobierno interino en declaraciones emitidas en directo por la televisión. "El mundo aún no ha olvidado la Segunda Guerra Mundial pero Rusia ya quiere iniciar la Tercera Guerra Mundial", ha lamentado.
El jefe de gabinete de Turchinov, Serhiy Pashinski, ha asegurado que "consideraremos cualquier traspaso de la frontera ucraniana por las tropas rusas hacia territorio de Donetsk o cualquier otra región como una invasión militar y destruiremos a los atacantes".
"No aceptamos declaraciones falsas sobre una acción humanitaria", ha añadido, después de que ayer el presidente ruso, Vladimir Putin, amenazara con "consecuencias" si se confirmaba que Ucrania recurría al Ejército en el este del país.
Horas antes, el ministro de Defensa, Mijailo Koval, había informado de que las tropas rusas que participan en maniobras cerca de la frontera se habían aproximado a un kilómetro de la línea limítrofe y había asegurado que las fuerzas ucranianas "están preparadas para repeler cualquier agresión".
INICIADA LA SEGUNDA FASE DE LA "OPERACIÓN ANTITERRORISTA"
Un responsable de la oficina del presidente ucraniano ha informado de que "(...) unidades de las fuerzas especiales ucranianas han comenzado una segunda fase, que consiste en tomar la decisión de bloquear la ciudad de Slaviansk completamente y no dar ninguna oportunidad de que lleguen refuerzos".
Serhiy Pashinski es jefe de gabinete del presidente interino, Oleksander Turchinov. "La operación continuará. Su objetivo es bloquear a los terroristas en Slaviansk y no permitir víctimas entre los civiles", ha señalado, citado por la agencia Interfax Ucrania.
Por su parte, el responsable del Centro Antiterrorista del Servicio de Seguridad Ucraniano (SBU), Vasul Krutov, ha señalado que los efectivos que participan en la operación no asaltarán Slaviansk ya que ello podría provocar víctimas entre la población civil.
"No queremos ninguna víctima. No asaltaremos la ciudad. Nos damos cuenta de que podría haber un gran número de personas heridas en ese caso", ha explicado a los periodistas en Kiev, según Interfax.