Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Medvedev advierte de que el esclarecimiento de la muerte de Nemtsov es cuestión de "prestigio nacional"

El primer ministro ruso, Dimitri Medvedev, ha destacado que Rusia se juega su "prestigio nacional" en el esclarecimiento del asesinato del dirigente político opositor Boris Nemtsov.
"Es una verdadera tragedia y un crimen que debe ser resuelto. Hace falta llamar a juicio a todas las personas a las que la investigación indique como autores intelectuales, cómplices y autores materiales del crimen", ha afirmado Medvedev en una entrevista con la cadena Euronews. "No cabe ninguna duda aquí, realmente es un asunto de prestigio para la justicia y el Estado rusos", ha apostillado, según recoge la agencia de noticias Sputnik.
Nemtsov, que desempeñó varios altos cargos en el Gobierno ruso a finales de la década de 1990 y luego pasó a la oposición, fue asesinado a tiros en pleno centro de Moscú la noche del 27 de febrero de 2015.
A finales de diciembre, el Comité de Investigación informó que los instructores del caso tenían previsto concluir las pesquisas en enero de 2016, ya que las pruebas recopiladas confirmaban la implicación de los sospechosos.
Hasta la fecha hay cinco detenidos en el caso: el presunto sicario, Zaur Dadaev; Jamzat Bajaev, que entregó toda la información necesaria a sus cómplices y debía esconderlos tras el homicidio; Temerlan Eskerjanov quien vigilaba los desplazamientos de Nemtsov; y los hermanos Anzor y Shadid Gubashev, cuyo papel no ha sido revelado por los investigadores. Además se ha emitido una orden internacional de busca y captura contra el presunto autor intelectual del asesinato, Ruslan Mujudinov.