Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La republicana Michelle Bachmann dice que Irene es un mensaje de Dios a Washington

La candidata republicana a las presidenciales, Michelle Bachmann cree que 'Irene' es un mensaje de Dios a Washington. Foto archivo APtelecinco.es
La aspirante a presidenta de EEUU, Michelle Bachmann cree que Dios mandó un mensaje divino a Washington. La congresista republicana se ha convertido en el centro de las burlas y las críticas de la prensa después de que vinculara el sismo y el huracán que golpearon la costa este del país con una forma de Dios para llamar la atención a los políticos sobre los problemas.
"No sé qué debe hacer Dios para llamar la atención de los políticos. Tuvimos un terremoto, tuvimos un huracán.(...) ¿van a empezar a escucharme?".
Bachmann, líder del ultraconservador movimiento Tea Party, explicó que los electores reclaman que el gobierno que sufre "obesidad mórbida" baje de talla y reduzca el gasto, según publica la cadena '. 'NBC
"Hay que escuchar al pueblo norteamericano, que grita con rabia", dijo la spirante a la candidatura republicana en un mitín organizado en Florida este domingo.
La portavoz de prensa de Bachman ha tenido que salir al paso a las burlas que la prensa estadounidense le dedicó a la política. Bachmann no quería decir literalmente que el huracán y el terremoto habían sido enviados desde lo alto como advertencia a Washington.
"Era evidente que lo dijo en broma", declaró Alice Stewart, secretaria de prensa de Bachmann.
'The New York Magazine' comparó a Bachmann con el televangelista Pat Robertson, que con frecuencia realiza declaraciones parecidas.
En un editorial titulado 'Bachmann habla con Dios', el 'Washington Post', se hace eco con sorna de las palabras de Bachmann y recuerda que la congresista ya había hecho referencia a que su candidatura a las presidenciales era una suerte de voluntad divina.