Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Morales suspende la construcción de la polémica carretera y ordena que ninguna otra atraviese el TIPNIS

El presidente boliviano, Evo Morales, ha vetado este viernes la ley adoptada por el Parlamento para la construcción de una controvertida carretera que iba a atravesar el Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) y ha ordenado que ninguna otra carretera pueda cruzar esta zona protegida.
Morales ha anunciado ante la prensa que finalmente ha vetado el proyecto de ley corta sancionado por la Asamblea Legislativa Plurinacional y ha propuesto una nueva redacción en la que acepta el planteamiento de los nativos del TIPNIS de que la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos, o cualquier otra, no atraviese ese parque nacional. Asimismo, el mandatario ha optado por declarar la región como zona intangible de preservación ecológica.
"Se dispone que la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos o cualquier otra no atravesará el Territorio Indígena Parque nacional Isiboro Sécure (TIPNIS)", ha explicado Morales en declaraciones a la prensa, subrayando que ha recogido textualmente la propuesta planteada por los indígenas del TIPNIS en su marcha.
El presidente ha explicado que en el nuevo texto revisado que va a enviar al presidente de la Asamblea, Álvaro García Linera, ha recogido los planteamientos de los "hermanos indígenas" en lo relativo a la "intangibilidad" de su territorio.
Por otra parte, Morales ha lamentado que los dirigentes indígenas rechazaran las dos convocatorias a reunirse con él que les formuló este jueves y ha anunciado que tiene previsto reunirse este mediodía con una comisión de 20 representantes de los marchistas que han llegado hasta La Paz para abordar sus peticiones.
Los indígenas del TIPNIS habían iniciado el pasado 15 de agosto su marcha desde Trinidad hasta la capital en defensa de su territorio y contra la construcción del segundo tramo de la carretera que une Villa Tunari, en Cochabamba, y San Ignacio de Moxos, en Beni, y que atraviesa su territorio.