Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mujeres encadenadas en Planalto denuncian que "los derechos de las mujeres" serán los más vulnerados con Temer

Un grupo de mujeres brasileñas que este jueves ha decidido encadenarse a las vallas que rodean el Palacio del Planalto tras el cese --de forma temporal-- de la presidenta, Dilma Rousseff, han criticado esta medida, sosteniendo que su destitución ha tenido lugar por el hecho de ser mujer, y han denunciado que bajo el Gobierno de Michel Temer, ahora presidente interino, serán "los derechos de las mujeres" los que más se vulneren.
En una protesta en la que buscaban expresar "resistencia ante el golpe" contra Rousseff, como se podía leer en algunas de sus pancartas, el colectivo, conformado por mujeres de diferentes entidades, ha asegurado que no reconocen la legitimidad del nuevo Gabinete.
"No reconocemos la legitimidad del gobierno Temer. Entendemos que ese proceso es el resultado de un golpe y es importante simbolizar la resistencia que está en curso en todo Brasil", ha afirmado una de las mujeres encadenados, según declaraciones recogidas por la Agencia Brasil.
Esta misma manifestante ha lamentado que Rousseff haya sido apartada de su cargo por ser mujer y ha insistido en que "los derechos de las mujeres son los que serán más vulnerados en ese Gobierno si se consolida tras la conclusión del proceso en el Senado".
Temer, que ha tomado posesión del cargo como presidente interino durante 180 días a la espera de que se celebre un juicio político en contra de la ya expresidenta por irregularidades contables, ha presentado este mismo jueves sus 24 carteras, y en las que no aparece como titular ninguna mujer.