Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mursi comparecerá el 16 de febrero ante un tribunal por colaborar con Hamás y Hezbolá para cometer atentados

Un tribunal de apelación de El Cairo ha ordenado que el presidente depuesto de Egipto Mohamed Mursi comparezca ante un tribunal el próximo 16 de febrero por cargos de colaboración con el grupo islamista palestino Hamás y el partido milicia chií libanés Hezbolá para cometer actos terroristas en Egipto, ha informado en su edición digital el diario estatal 'Al Ahram'.
En un comunicado, la Fiscalía General de Egipto ha indicado que Mursi y 35 de sus antiguos colaboradores, incluidos destacados dirigentes del movimiento islamista Hermanos Musulmanes y exasesores presidenciales, serán sometidos a juicio bajo la acusación de colaboración con organizaciones extranjeras para cometer acciones terroristas en Egipto y financiar y dar entrenamiento militar a terroristas "para lograr los objetivos de la organización internacional" de la cofradía.
En su escrito, la Fiscalía General acusa a los líderes de Hermanos Musulmanes de colaborar con Hamás, Hezbolá y otras organizaciones "dentro y fuera" de Egipto para conseguir armas, organizar entrenamientos militares en la Franja de Gaza y establecer un esquema para promover el caos y amenazar la seguridad nacional de Egipto.
Los fiscales también han acusado a los altos cargos de Hermanos Musulmanes de patrocinar los atentados terroristas contra objetivos del Ejército y la Policía en la península del Sinaí, que hace frontera con Israel y Gaza.
También han sostenido que los asesores presidenciales de Mursi, incluido su consejero de Seguridad Nacional Essam el Haddad, han divulgado informes secretos a la organización internacional de Hermanos Musulmanes, a la Guardia Revolucionaria iraní y a Hezbolá a cambio de su cooperación en operaciones terroristas. Los cargos que se imputan a los acusados se refieren al periodo comprendido entre 2005 y 2013.
De los 36 acusados, incluido Mursi, 19 están ya en prisión. El fiscal ha emitido una orden de arresto contra los otros 16 procesados. Mursi, que fue el primer presidente elegido en unas elecciones democráticas en Egipto, fue derrocado por un golpe de Estado el 3 de julio de 2013.
En la actualidad, está en la cárcel a la espera de juicio por cargos como incitación a la violencia por alentar los enfrentamientos registrados ante el palacio presidencial de El Cairo en diciembre de 2012 entre manifestantes partidarios y detractores de Hermanos Musulmanes que acabaron con la vida de ocho personas.