Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Nuevo IRA reivindica el atentado del 4 de marzo en Belfast

La organización autodenominada Nuevo IRA ha reinvidicado el atentado con bomba perpetrado en Belfast el pasado 4 de marzo, en el que resultó herido un trabajador de las instituciones penitenciarias.
La bomba fue colocada bajo la furgoneta que conducía en la mañana del viernes y explotó al pasar el vehículo sobre un badén. El hombre, de 52 años y padre de tres hijos, tuvo que ser intervenido quirúrgicamente. Hasta cuatro personas, incluida una mujer, han sido detenidas por su relación con este atentado.
El comunicado remitido a la BBC explica que el hombre trabajaba en la formación de celadores de prisiones en la prisión de Maghaberry, en Lisburn, donde están recluidos miembros de grupos republicanos.
El grupo ya reivindicó el asesinato de un trabajador de prisiones, David Black, abatido a tiros en noviembre de 2012 precisamente cuando se dirigía a su puesto de trabajo en la prisión de Maghaberry.
El Servicio de Policía de Irlanda del Norte ha alertado de un posible incremento de las actividades de organizaciones republicanas armadas ante el centenario del Alzamiento de Pascua de abril de 1916, uno de los hitos en el proceso hacia la independencia de Irlanda de Reino Unido.
El Nuevo IRA ser formó en el verano de 2012 a partir de individuos pertenecientes a varios grupos disidentes contrarios al proceso de paz. Actualmente está considerado el grupo disidente republicano más importante.