Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OLP lamenta que Israel utilice la reconciliación palestina como "excusa" para no firmar la paz

La Organización para la Liberación Palestina (OLP) ha criticado el rechazo mostrado por Israel al acuerdo de reconciliación alcanzado entre Al Fatá y Hamás y ha acusado al Ejecutivo de Benjamin Netanyahu de utilizar este pacto como una "excusa" para no avanzar hacia la paz.
El dirigente palestino Saeb Erekat ha asegurado en un comunicado que "Netanyahu y su Gobierno estaban usando la división palestina como excusa para no firmar la paz". Ahora, ha añadido, "quieren usar la reconciliación para el mismo objetivo".
Para Erekat, la postura israelí es "absurda". "La única conclusión lógica es que el Gobierno de Netanyahu no quiere la paz", ha apostillado, en una nota en la que ha advertido de que "la reconciliación nacional es un imperativo para lograr una paz justa y duradera" en la región.
El primer ministro israelí ha condenado el acuerdo de reconciliación firmado entre la OLP y Hamás, toda vez que lo considera incompatible con las actuales conversaciones de paz entre su Gobierno y la Autoridad Palestina. En este sentido, ha lamentado que el presidente Mahmud Abbas haya "elegido" a Hamás.
Erekat ha dicho que la reconciliación y el diálogo con Israel no son incompatibles. En cambio, considera que sí existe un conflicto entre "la continuación de la actividad en los asentamientos, la colonización y el apartheid" y la creación de "dos Estados soberanos y democráticos que vivan juntos conforme a las fronteras de 1967".