Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La ONU expresa su preocupación por la crisis política en Guinea Bissau

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha expresado este miércoles su preocupación por la crisis política en Guinea Bissau, reclamando a todas las partes que se ciñan a la Constitución para buscar una solución a la situación.
En su comunicado, el organismo ha aplaudido a las fuerzas de seguridad "por su no interferencia en la situación política", así como la decisión de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO) de nombrar mediadores para la crisis.
En este sentido, ha destacado el papel que puede jugar el organismo regional en la crisis, abogando por la "reconciliación nacional, el diálogo inclusivo y la buena gobernanza" en Guinea Bissau.
Por último, han recalcado la importancia de que el país "siga dando pasos concretos hacia la paz, la seguridad y la estabilidad, reformando su sector de seguridad y haciendo frente a la corrupción".
La CEDEAO nombró la semana pasada como mediadores a los jefes de Estado de Senegal, Liberia y Guinea, quienes intentarán lograr un acercamiento de posturas entre el presidente, José Mario Vaz, y el gubernamental Partido Africano por la Independencia de Guinea y Cabo Verde (PAIGC).
Vaz nombró la semana pasada a Baciro Dja como nuevo primer ministro del país, dos semanas después de cesar a Carlos Correia y disolver el Gobierno, una decisión rechazada por el PAIGC.
Dja fue primer ministro el año pasado durante un breve espacio de tiempo, debido a que el Tribunal Supremo falló que su nombramiento había sido inconstitucional, forzando su dimisión.
Tras el nombramiento de Dja, centenares de seguidores del PAIGC han salido a las calles durante días para protestar, lo que ha sido respondido con gases lacrimógenos y otros medios antidisturbios por parte de las fuerzas de seguridad.
Guinea Bissau es uno de los países más inestables de la región. Ninguno de los líderes elegidos democráticamente ha logrado completar su mandato desde su independencia de Portugal, en 1974.
Correia había llegado al cargo el pasado mes de octubre, convirtiéndose en el tercer jefe del Ejecutivo en tres meses, con la intención de poner fin a las luchas intestinas en el PAIGC.