Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Raúl Castro alerta de que el ébola puede convertirse en "una de las pandemias más graves de la historia"

Los países del ALBA acuerdan elaborar un plan de acción conjunto contra el ébola
El presidente cubano, Raúl Castro, ha alertado este lunes de que el ébola podría llegar a convertirse en "una de las pandemias más graves de la historia de la Humanidad", si la comunidad internacional no intensifica y coordina sus esfuerzos.
"Tengo la convicción de que si esta amenaza no se resuelve en África Occidental puede convertirse en una de las pandemias más graves de la historia de la Humanidad", ha dicho desde la Cumbre de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) que se celebra este lunes en La Habana.
Castro ha subrayado que "este noble y urgente objetivo reclama el esfuerzo y el compromiso indispensable de todas las naciones, según las posibilidades de cada una", apuntando a "una respuesta internacional inmediata, eficaz y con recursos suficientes".
A este respecto, el dirigente comunista ha reiterado la disposición de Cuba a trabajar con todos los países, incluido Estados Unidos, "con voluntad integradora, organización, planificación y articulación del trabajo no sólo asistencial y curativo, sino también preventivo".
Además, ha considerado que, ante "el inmenso reto" que supone este virus, los países de América Latina y el Caribe deben dar una respuesta contundente, ya que "tienen una gran deuda con los pueblos africanos". "Por nuestras venas corre su sangre y contribuyeron a crear nuestras riquezas", ha recordado.
Castro ha destacado que Cuba ha enviado a más de 76.000 profesionales del sector sanitario para que ayuden a 39 países, de los cuales 4.000 se concentran en 32 países africanos, según ha informado el diario oficial 'Granma'.
El pasado 1 de octubre Cuba respondió a la petición de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y envió una brigada médica especializada a Sierra Leona. Castro ha avanzado que el martes viajarán otras brigadas a Liberia y Guinea.
LABOR DE PREVENCIÓN
Por otro lado, Castro ha indicado que "la manera de evitar ser afectados por el virus es prepararnos intensamente y trabajar colectivamente en las Américas en medidas preventivas y de manejo de la enfermedad para evitar su propagación".
"Deseamos ofrecer a los integrantes del ALBA y de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) propuestas de cooperación colectiva que puedan contribuir a la capacitación del personal de la salud y diseñar y aplicar medidas eficaces e integrales de prevención, dando prioridad a Haití y a los países del Caribe", ha anunciado.
Castro ha explicado que, "si los respectivos gobiernos estuvieran de acuerdo, los colaboradores de la salud, que actualmente prestan servicios en América Latina y el Caribe, están dispuestos a apoyar para prevenir, entrenar personal y ofrecer asesoría".
"En 25 países de Nuestra América contamos con 45 952 colaboradores de la salud cubanos, de ellos 23.158 médicos, el 50,4 por ciento, quienes junto a sus colegas del continente, constituyen una poderosa fuerza para cumplir este objetivo", ha señalado.
ESTRATEGIA REGIONAL
Los países del ALBA han acordado celebrar una reunión técnica de especialistas "para intercambiar experiencias y conocimientos, así como para concertar estrategias de prevención y enfrentamiento a la amenaza de la epidemia del ébola".
Encargarán a los ministros de Salud del ALBA que elaboren un Plan de Acción, "a la luz de las propuestas de la reunión técnica de especialistas, que deberá estar listo el 5 de noviembre para su "aplicación inmediata, en coordinación con la OMS".
También han acordado "crear un grupo de profesionales de diferentes especialidades para la capacitación del personal de salud en los temas de bioseguridad, incluido el uso de equipos de protección personal ante casos sospechosos o confirmados de ébola".
Asimismo, han decidido "fomentar las investigaciones científicas, epidemiológicas y biológicas sobre el ébola y propiciar la cooperación con otros países, como contribución a los esfuerzos internacionales dirigidos a enfrentar la epidemia y con el objetivo de consolidar la independencia científica y sanitaria de los países del ALBA".