Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Registrados enfrentamientos entre milicias kurdas y asirias en la provincia siria de Hasaka

Milicianos kurdos y asirios han protagonizado este martes un poco habitual enfrentamiento en la localidad siria de Qamishli, ubicada en la provincia de Hasaka (noreste), combates que se habrían saldado con varias víctimas.
Fuentes kurdas y asirias citadas por la cadena de televisión qatarí Al Yazira han afirmado que los enfrentamientos han tenido lugar entre una milicia asiria y las Unidades de Protección Popular (YPG), un grupo armado kurdo.
La provincia está dividida y controlada en partes por kurdos, asirios y el grupo yihadista Estado Islámico. Los enfrentamientos han sido confirmados por el presidente de la Federación Asiria de Suecia, Afram Yakub, y Taj Kordsh, un miembro kurdo de las Fuerzas Democráticas de Siria (SDF).
Sin embargo, los balances facilitados por ambos son contradictorios. Yakub ha indicado que han muerto un miliciano asirio y ocho kurdos, mientras que Kordsh ha afirmado que entre los muertos hay dos asirios y un civil, sin hace referencia a bajas en las filas kurdas.
"La ciudad de Qamishli es controlada por asirios, pero está rodeada por combatientes kurdos. Los asirios intentaron colocar puestos de control y fueron atacados por los kurdos", ha asegurado Yakub.
Por su parte, Kordsh ha reconocido que los puestos de control fueron el motivo de los enfrentamientos, argumentando que "son molestos para los residentes y deben ser retirados".
Las SDF fueron fundadas en octubre de 2015 y están integradas por al menos 15 facciones armadas, entre ellas las YPG y varias milicias cristianas y árabes, así como cerca de 500 combatientes extranjeros, según los datos facilitados por Kordsh.
Se trata del primer enfrentamiento entre asirios y kurdos en los casi cinco años de guerra en Siria. Las tensiones se han incrementado en la zona tras el triple atentado cometido por el Estado Islámico en la zona contra objetivos cristianos, que se saldaron con al menos 18 muertos.