Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rohani destaca la victoria de la diplomacia que supone el acuerdo nuclear

Rohani saluda durante un actoReuters

El presidente de Irán, Hasán Rohani, ha destacado que el acuerdo nuclear que permitió el levantamiento de las sanciones contra Irán es una "victoria política" de la diplomacia y de Irán.

"Hoy es el día de la victoria política para el pueblo de Irán (...). A día de hoy, está claro que Irán tiene un gran poder, el poder de la diplomacia", ha argumentado Rohani en un discurso retransmitido por la televisión pública iraní.
"Muchos no creían en este poder. No creían que nuestros políticos y diplomáticos fueran capaces de sentarse en una mesa de negociación con los negociadores más expertos de las potencias mundiales y negociar y defender el derecho de su nación y su país", ha recordado.
Por ello, ha destacado este día como una jornada "histórica" y "excepcional" en la historia política y económica del pueblo iraní. "Tras doce años de constancia y resistencia, de paciencia y sacrificio, y también de martirio de varios (científicos) nucleares a la espalda, de los esfuerzos infatigables de nuestros científicos nucleares, diplomáticos, políticos, abogados y responsables económicos del país, hoy hemos llegado a un punto e inflexión", ha apostillado.
El acuerdo, ha asegurado Rohani, es además una prueba de que "podemos interactuar con el mundo por el bien de nuestra nación", sin dañar los intereses de otros. "El pueblo de Irán ah demostrado que la interacción constructiva es el camino correcto", ha señalado.
NUEVO PROGRAMA NUCLEAR
El acuerdo aplicado desde ayer supone el fin de las sanciones internacionales contra Teherán por su programa nuclear. A cambio, Irán deberá cumplir un moratoria en el desarrollo de tecnología nuclear y renunciar a programas como el de el enriquecimiento de Uranio.
"El programa nuclear de Irán será un medio para (conseguir) nueva tecnología en pro del progreso de la nación, de la estabilidad y la seguridad regional", ha apuntado Rohani. "A partir de hoy, el programa nuclear iraní ya no podrá ser considerado una amenaza para la paz y la seguridad del mundo bajo falsos pretextos", ha apostillado.
Rohani ha apostado por un crecimiento importante de la economía tras el fin de las sanciones y ha lanzado el reto de lograr un incremento del 8 por ciento del PIB. Para ello, Irán necesita "tecnologías punteras" e "inversión extranjera".
CAMBIO EN ARABIA SAUDÍ
Además, Rohani ha emplazado a la principal potencia rival de Irán, Arabia Saudí, a "cambiar su actitud". "Espero que los nuevos gobernantes de Arabia Saudí hayan ya aprendido la lección y reconsideren su comportamiento en pro de la región y de su propio pueblo.
En cualquier caso, ha advertido de que no tolerará ningún "comportamiento no diplomático" y que "si es necesario, daremos una respuesta firme". Para Rohani, Arabia Saudí "ha comenzado un camino equivocado". "Esperamos que no siga", ha apuntado.
Riad rompió relaciones diplomáticas con Irán el pasado 3 de enero tras el asalto de manifestantes a la Embajada saudí en Teherán durante una manifestación que era la reacción a su vez a la ejecución en Arabia Saudí del clérigo disidente chií Nimr al Nimr.