Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Senado de Chile rechaza el mapa presentado por Perú sobre las fronteras entre ambos países

El Senado de Chile ha rechazado este miércoles el mapa promulgado por Perú sobre los límites fronterizos entre ambos países, horas después de que el ministro de Exteriores chileno, Heraldo Muñoz, acusara a Lima de "excederse" en la elaboración del nuevo mapa".
"Lo ocurrido ayer (por el martes) fue algo grave. La cartografía que realizó el gobierno de Perú no nos gusta, pero hemos cumplido el fallo", ha dicho el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, Juan Pablo Letelier.
"En Perú han contaminado un clima de relaciones fraternas y esta determinación es una provocación para Chile de todo punto de vista, por eso hemos querido respaldar al gobierno y manifestar nuestro malestar", ha agregado, en declaraciones concedidas al Canal 24 Horas.
"Le pedimos revisar nuestras políticas de integración y cooperación con el Perú porque este es un tema grave y que ellos vuelvan a colocar un tema en la mesa que ya estaba zanjado. Ellos solo quieren colgarse del fallo de La Haya (en referencia a la Corte Internacional de Justicia, CIJ)", ha remachado Letelier.
Previamente, Muñoz explicó que Perú ha acatado lo acordado en la comisión binacional que se ha encargado de fijar la nueva frontera marítima, pero que ha establecido unilateralmente la línea limítrofe terrestre.
"La CIJ en su fallo sobre el límite marítimo no se pronunció sobre el límite terrestre, tampoco la comisión técnica en materia cartográfica binacional", dijo, en declaraciones recogidas por el diario chileno 'El Mercurio'.
Muñoz agregó que Chile ya ha enviado "una nota de reserva respecto de sus derechos en materia de límite terrestre", pero ha descartado llamar a consultas al embajador en Lima. "No está contemplado, para nada", zanjó.
Pese a ello, la presidenta del Consejo de Ministros de Perú, Ana Jara, anunciado este mismo miércoles que la frontera del país con Chile "ha quedado delimitada de manera definitiva".
NUEVO MAPA PERUANO
El presidente peruano, Ollanta Humala, suscribió el martes el decreto supremo que aprueba la Carta de Límite Exterior sobre la frontera marítima con Chile en una ceremonia celebrada en la Sala Cáceres del Palacio de Gobierno.
Humala explicó que este nuevo mapa peruano recoge la sentencia de La Haya, por lo que "señala, clara y explícitamente, que el inicio de la frontera entre Perú y Chile es el Punto Concordia". "No hay otro", remachó.
Además, destacó que la Carta de Límite Exterior recoge las tareas llevadas a cabo por la Comisión Mixta Peruano-Chilena para determinar las coordenadas exactas de su frontera marítima, de acuerdo con la agencia de noticias ANDINA.
EL FALLO DE LA CIJ
El pasado 27 enero, la CIJ ratificó la actual frontera marítima entre ambos países en las 80 primeras millas náuticas y, a partir de esta franja, reconoció la soberanía de Perú en dirección suroeste hasta las 200, como estipula el Derecho Internacional.
Además, La Haya aclaró que el tratado de 1954, que Perú considera un mero acuerdo pesquero soberanía, representa "frontera a todos los efectos", no sólo pesquera, ya que los países firmantes lo reconocen como un acuerdo internacional "vinculante".
La demanda fue presentada en 2008 por Perú, presidido entonces por Alan García con la intención de que se le concediera la soberanía sobre un triángulo de 37.500 kilómetros cuadrados de aguas territoriales controladas por Chile desde la guerra del Pacífico (1879-1884), en la que Bolivia perdió su acceso al mar.
Para Perú, su frontera marítima con Chile no estaba definida, mientras que para su vecino sí lo está desde que ambos países suscribieron los acuerdos de 1952 y 1954. Lima consideraba que estos tratados son solo convenios suscritos para regular las faenas pesqueras.