Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Militares del ejército ucraniano se cambian al bando prorruso

Seis vehículos blindados de transporte militar han entrado en la ciudad ucraniana de Slaviansk con una bandera rusa ondeando y una pancarta de la República Popular de Donetsk. Los testigos aseguran que son militares ucranianos de la base de Kramatorsk, recuperada por el ejército de Ucrania, que hann cambiado al bando prorruso. También separatistas prorrusos han tomado el control del Ayuntamiento de Donetsk. El presidente ruso, Vladimir Putin, ha advertido en una conversación telefónica con la canciller alemana, Ángela Merkel, de que "Ucrania está al borde de una guerra civil".

En los blindados que han entrado en la ciudad de Slaviansk viajaban hombres armados -con fusiles, machetes y lanzagranadas- que vestían diferentes uniformes. Los militares, que se han parado frente al Ayuntamiento de la ciudad que lleva días en manos de prorrusos, llevaban pasamontañas.
Algunos testigos aseguran que los militares de los blindados que han entrado en Slaviansk son ucranianos que han cambiado de bando.
El convoy procedía de Kramatorsk, ciudad a unos 15 kilómetros en la que las tropas ucranianas se hicieron el martes con el control de los aeródromo.
Los prorrusos controlan en Slaviansk el cuartel de la policía y las oficinas de los servicios de seguridad. Algunos vecinos les han recibido con el grito de "!Bien hecho chavales! y !Rusia, Rusia!".
Por otro lado, al menos 20 separatistas prorrusos han tomado el control del Ayuntamiento de Donetsk, según ha confirmado una portavoz del consistorio que, ha asegurado que los hombres están armados pero aún no han hecho ninguna reivindicación.
En Kramatorsk, una de las localidades del este de ucrania de población rusófona, dos helicópteros aterrizaron este martes en el aeródromo cercano a la ciudad. Según las autoridades ucranianas no hubo ni altercados, ni víctimas, algo que niegan los prorrusos que dicen que hay entre cuatro y once muertos.Precisamente de ahí sería de donde proceden los soldados de los blindados de Slavinask que se han cambiado de bando.
Por su parte, Vladimir Putin, ha advertido en una conversación telefónica con la canciller alemana, Ángela Merkel, de que "Ucrania está al borde de una guerra civil". Por su parte, el primer ministro ucraniano ha acusado a Rusia de "exportar el terrorismo" a Ucrania.
Mientras el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, cree que en estos momentos no sería "práctico" enviar fuerzas de paz de la ONU a Ucrania, como ha planteado el rpesidente interino. 
Las acciones del Gobierno de Ucrania contra los separatistas prorrusos del este del país están justificadas por la amenaza a la ley y el orden en el país, ha defendido la Casa Blanca. "El Gobierno ucraniano tiene la responsabilidad de garantizar la ley y el orden y estas provocaciones en el este de Ucrania están creando una situación en la que el Gobierno tiene que responder", ha subrayado el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, desoyendo la petición de Putin.