Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La salida de la UE aventaja en dos puntos a la permanencia en el último sondeo

El 36 por ciento de los británicos están a favor de la salida de Reino Unido de la UE, frente al 34 por ciento que está en contra, según el último sondeo de TNS, que revela un 23 por ciento de indecisos y un 7 por ciento que dice que no votará.
Descartando a los que declaran que no votarán, la ventaja mejora ligeramente para los partidarios de la salida: 39 a 36 por ciento y 25 por ciento de indecisos.
En cuanto a la pregunta de cuál creen que será el resultado, el 38 por ciento cree que Reino Unido se quedará en la UE y el 28 por ciento considera que ganarán quienes abogan por su salida.
En lo que respecta a las negociaciones del primer ministro británico, David Cameron, para cambiar la relación de Reino Unido con la UE, solo el 14 por ciento de los encuestados consideran que los contactos son exitosos, mientras que el 37 por ciento consideran lo contrario.
Un 20 por ciento cree que Reino Unido "es más débil tras la renegociación" y el 40 por ciento cree que los contactos de Cameron "no han cambiado nada". El estudio ha sido realizado a partir de 1.120 entrevistas efectuadas entre el 11 y el 15 de febrero.
En otras preguntas, el estudio revela que el 43 por ciento de los británicos consideran que la UE tiene demasiados miembros y el 40 por ciento considera que sería mucho más eficaz si se limitara a los países del oeste de Europa.
Sobre la influencia de cada país en la UE, Alemania encabeza la lista de los más influyentes, aunque entre los jóvenes es cada vez mayor la percepción de influencia de Reno Unido en la UE hasta el punto de que el 27 por ciento de los encuestados de entre 18 y 24 años creen que Reino Unido es el país más influyente de la Unión; mientras que solo el 1 por ciento de los mayores de 55 años considera que es así.