Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UNICEF envía a Guinea desde Zaragoza un cargamento de 14 ambulancias

Un avión de carga con 14 ambulancias ha despegado este martes desde el aeropuerto de Zaragoza con destino a Guinea, en el marco de los esfuerzos del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) para combatir el ébola en el país africano. Se trata del tercer envío financiado con el millón de euros de ayuda de la Comisión Europea.
El jefe del departamento de Ayuda Humanitaria de la Comisión Europea en África Occidental, Cyprien Fabre, ha destacado que llevar estos "suministros de emergencia" es "fundamental" para frenar el brote, que podría quedar controlado en meses gracias a que cada vez más países están "asumiendo responsabilidades" y a que la población está "cada vez más implicada".
Sin embargo, "no podemos bajar la guardia hasta que se haya diagnosticado y tratado el último caso de ébola", ha advertido Fabre, en un comunicado difundido por UNICEF.
El director de esta agencia para África Occidental y Central, Manuel Fontaine, ha indicado que el "envío oportuno" de materiales "esenciales" es parte clave de la respuesta a la crisis del ébola. En este sentido, ha destacado, que "estos suministros ayudan a proteger a los equipos sanitarios en terreno y salvan vidas cada día".
El primer avión financiado por la UE salió el 10 de octubre desde Amsterdam a Freetown y llevaba vacunas, suministros sanitarios y material de protección, mientras que el segundo despegó de Luxemburgo hacia Monrovia el 27 de octubre con alimento terapéutico y material sanitario.
Las amublancias, financiadas por el Banco Mundial y la Organización de la Salud de África Occidental, servirán al Ministerio de Salud guineano para trasladar a los casos sospechosos de ébola y llevarles a centros de tratamieto. Las personas que necesitan atención médica, incluyendo algunas con síntomas del ébola, están utilizando taxis para llegar al hospital, con el consiguiente riesgo para el resto de pasajeros.