Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un desconocido mata a ocho personas, tres de ellas menores, en Filipinas

El jefe de Policía de Laguna, Felipe Roxas, ha señalado que el sospechoso escapó tras abrir fuego, sin motivo aparente, en varias granjas.
"No había ningún motivo, las familias se llevaban bien y no existían problemas políticos en la aldea", ha precisado Roxas.
El viernes pasado, diez personas murieron acribilladas en un atraco a un banco en otra ciudad de Laguna, Cabuyao, en lo que la Policía considera uno de los crímenes más sangrientos de la historia de Filipinas.
A favor de la pena de muerte
A raíz de este suceso, varios senadores pidieron al Gobierno que restablezca la pena de muerte, a lo que las autoridades se han negado por considerar que el castigo capital "no evita los crímenes".
Filipinas anunció la eliminación de la pena capital en 2006, durante una visita de la presidenta Gloria Macapagal Arroyo al Vaticano y como regalo al Papa Benedicto XVI.    LA