Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mayoría absoluta de la Liga Awami en las elecciones más sangrientas de Bangladesh

La Liga Awami logra la mayoría absoluta en las elecciones más sangrientas de BangladeshReuters

La Liga Awami, el partido gobernante en Bangladesh, ha ganado este domingo las elecciones generales más sangrientas, con 18 muertos, y marcadas por el boicot del principal partido opositor, el Partido Nacionalista de Bangladesh (BNP), según los datos publicados por la prensa bangladesí.

Con 147 escaños de los 300 del Parlamento en juego, la participación que ha arrojado la jornada electoral ha sido muy baja, según los medios locales, en contraste con el ambiente festivo que rodean las citas con las urnas en este país.
De esta forma, la Liga Awami ha obtenido 102 diputados, que se suman a los 127 que no se sometían a votación, lo que le otorga a la primera ministra bangladesí, Seij Hasina, una mayoría de dos tercios en el Parlamento.
El Partido Jatiya de Bangladesh (BJP) ha recabado trece y suma 33, seis escaños más que en 2008. Le siguen el Partido de los Trabajadores (WP), que gana cuatro escaños y acumula seis, y el Partido Nacional Socialista (JSD), con cinco escaños tras ganar dos.
En los resultados de las elecciones generales de 2008, la Liga Awami obtuvo 230 escaños (un 49 por ciento de los votos), por los 30 escaños (un 33,2 por ciento) del BNP, según los datos recogidos por el periódico bangladesí 'The Daily Star'.
"Elecciones suicidas"
"Éstas son unas elecciones suicidas, ya que no están trayendo paz alguna al país", ha sintetizado a Reuters Abul Kashem, que trabaja como chofer y se identifica como seguidor del BNP, a la salida de un centro de votación de Daca, la capital.
Está previsto que Hasina designe a su nuevo gabinete este mes, aunque la baja participación en estas elecciones podría añadir más presión a Hasina para que alcance un acuerdo con la líder del BNP, Begum Jaleda Zia, que ha sido primera ministra durante 20 de los últimos 22 años.
Hasina ha avanzado en anteriores ocasiones que si las conversaciones con la oposición fructifican, convocaría nuevas elecciones, mientras que el BNP ha respondido a tales ofrecimientos con llamamientos a la suspensión de los comicios celebrados este domingo.
El boicot electoral convocado por Jaleda Zia, que permanece bajo arresto domiciliario, radica en la negativa de su rival histórica de formar un Gobierno en funciones para supervisar los comicios, como era tradición hasta ahora. Hasina argumentó que este sistema había fracasado en el pasado.