Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El empresario argentino juzgado por delitos de lesa humanidad no podrá abandonar el país

El director del diario 'La Nueva Provincia' (LNP), Vicente Massot, es el primer periodista imputado por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar argentina (1976-1983). El juez federal sustituto de Bahía Blanca (Argentina), Álvaro Sebastián Coleffi, ha prohibido este sábado que el empresario argentino salga del país y le ha citado a una nueva sesión ante los fiscales el 24 de abril.
El empresario ya declaró ante el juez Coleffi el 18 de marzo, pero se le exige que responda a las preguntas de los fiscales en esta nueva sesión en la que deberá enfrentarse a las tres cuestiones por las que está imputado: el asesinato de dos trabajadores del diario, "conducta criminal" a través de 'La Nueva Provincia' y manipulación de asesinatos, según publica la agencia de noticias Infojus.
Uno de los fiscales del caso, Miguel Palazzani, que lleva la causa junto a José Nebbia, afirmó acerca de la imputación del empresario: "Es una medida histórica. Massot representa a la clase dirigente y hasta ahora se había sentido intocable".
LAS IMPUTACIONES
Los obreros gráficos, Enrique Heinrich y Miguel Ángel Loyola, que trabajaban en los talleres del diario de Massot, murieron después de más de 30 disparos en 1976. Sus cuerpos aparecieron en un paraje a 17 kilómetros de Bahía Blanca (Argentina), en un terreno donde el grupo terrorista la Triple A solía ocultar sus cadáveres. Ningún directivo ni periodista de 'La Nueva Provincia' asistió al funeral y se imputa a Massot por haber instigado y encubierto ambos homicidios.
La segunda imputación de Massot se debe a "conducta criminal", como la califica el fiscal, ejercida a través de acciones psicológicas del diario, en la modalidad de encubrimiento, ocultamiento y complicidad con los reglamentos del Ejército durante la dictadura.
La tercera causa de imputación está relacionada con lo anterior: se le responsabiliza de haber manipulado 25 homicidios a través de su diario denominándolos "falsos enfrentamientos" entre militares y guerrilleros, como defenderá el fiscal en la nueva sesión.
MASSOT Y EL NAZISMO
Durante la década de los 70, Massot fue secretario de redacción en la revista de ultraderecha 'Cabildo', en la que escribía a favor del nazismo. "Él quiere desligarse de las atrocidades de la dictadura porque no ocupaba puestos jerárquicos, pero las notas de Cabildo demuestran una elección ideológica con un pensamiento que justificó el exterminio. Esa conducta, que la potenció con la dictadura en su rol en LNP, es una conducta criminal, no es libre expresión", afirmó el fiscal Palazzani.
El periodista Osvaldo Papaleo, hermano de la viuda de David Graiver, el ex propietario de la empresa Papel Prensa dedicada a la producción de papel en Argentina, afirmó en el último mes que el diario LNP de Massot "colaboró decisivamente en la dictadura", aunque ahora quiera desligarse de 'Cabildo'.
"Sólo que haya ido a declarar Massot es histórico, el logro es ese, porque se sentó en un lugar donde le preguntaron sobre un hecho ocurrido por delitos de Lesa Humanidad", agregó el periodista.