Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un exministro laborista pide no abrir más causas judiciales por el conflicto de Irlanda del Norte

El exministro laborista para Irlanda del Norte (2005-2007) Peter Hain ha abogado por no abrir más causas judiciales por el conflicto de Irlanda del Norte. Se estima que aún hay unas 3.000 muertes no resueltas durante las tres décadas de mayor intensidad de la violencia terrorista del Ejército Republicano Irlandés (IRA). La medida también se aplicaría a los grupos terroristas unionistas, a la Policía y al Ejército.
"Creo que debería ponerse fin a todas las causas judiciales relacionadas con el conflicto", ha afirmado Hain en una entrevista concedida al diario 'The Times'. El propio Hain ha reconocido que esta propuesta "enfadará mucho" a las víctimas y supervivientes, pero cree que es necesario que Irlanda del Norte deje de estar "perseguida" por su pasado.
"Esta medida se aplicaría a casos anteriores a los Acuerdos del Viernes Santo de 1998. Esta no es una situación deseable ni normal. Es inimaginable algo así en Inglaterra, Escocia o Gales, pero los Problemas (conflicto norirlandés) nunca fueron normales", ha argumentado Hain.
Para el exministro, "puedes seguir volviendo una y otra vez la mirada atrás, pero esto te impide afrontar las cuestiones actuales y las futuras". Así, ha instado a los dirigentes norirlandeses a enfrentarse "urgentemente" a las consecuencias del conflicto porque éstas "no van a desaparecer".
Desde el Gobierno, un portavoz del primer ministro David Cameron se ha apresurado a discrepar de Hain. "El primer ministro no apoya la idea de una amnistía", ha apostillado.
Estas declaraciones han sido publicadas además en víspera de la visita oficial de cuatro días del presidente irlandés, Michael D Higgins, a Reino Unido, la primera visita de un jefe del Estado irlandés a la antigua metrópoli desde su independencia.