Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un mes de los atentados de Noruega

Imagen de los atentados de Noruega el pasado 22 de julio.telecinco.es
Justo hoy se cumple un mes de los terribles atentados de Noruega –ataque de Oslo y tiroteo en Utoya- en los que murieron 77 personas. Los noruegos le han rendido este fin de semana una sentido homenaje a las víctimas, al que han acudido además de los reyes y representantes políticos, supervivientes y familiares de las víctimas. El autor de la masacre, el fundamentalista cristiano ultraderechista Anders Behring Breivik, permanece en la cárcel de Ila, al oeste de Oslo.
Los noruegos vivieron justo hace un mes el día más trágico de su historia: un doble atentado – el de Oslo y el tiroteo en la isla de Utoya- en el que murieron 77 personas. Autoridades, víctimas, familiares y personas de emergencias se ha dado cita este fin de semana en un sentido homenaje. 
El rey Harald de Noruega dijo en un discurso que "la libertad es más fuerte que el miedo". "Está bien estar juntos en este momento (...) como padre, abuelo y cónyuge solo puedo sentir una parte del dolor que vosotros sentís. Como rey de la nación siento por cada uno de vosotros", ha explicado el monarca con voz quebrada durante la ceremonia.
El primer ministro del país, Jens Stoltenberg, también presente en el acto ha apostado por oponerse aquellos que procesan la violencia.
El acto ha contado con la presencia de 6.700 personas, entre las que se encontraban familiares de víctimas, supervivientes, policías y personal de emergencia. La familia real noruega, los presidentes de Finlandia y de Islandia, la princesa heredera de Suecia Victoria y el príncipe heredero de Dinamarca, Frederik también han asistido al acto.
Los familiares de las víctimas no han podido reprimir su llanto cuando mencionaban uno por uno los nombres de sus parientes por boca de cinco actores noruegos, a la vez que se proyectaban en una pantalla fotografías de los rostros sonrientes de los fallecidos.
El autor de la masacre, el fundamentalista cristiano ultraderechista Anders Behring Breivik, permanece en la cárcel de Ila, al oeste de Oslo. Breivik, lejos de arrepentirse de hace unos días dijo que sus actos era necesarios" para cambiar Noruega y Europa, estuvo en Utoya custodiado por la policía para reconstruir los hechos y hacer un completo interrogatorio. EBP