Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La violencia se extiende por toda Ucrania

Un centenar de manifestantes han tomado el ministerio de Justicia en Kiev sin encontrar oposición. Pero lo que ha sido un asalto pacífico contrasta con la violencia que se está extendiendo por todo el país. La ira se ha desatado por muchas ciudades y se han producido ataques masivos contra la policía que parece tener la orden de no intervenir, sólo de resistir. La ministra de Justicia, Elena Lukash, ha amenazado con imponer el estado de emergencia en caso de que los manifestantes que ocupan el edificio no lo abandonen en las próximas horas.

Un centenar de manifestantes han tomado el edificio del ministerio de Justicia en Kiev sin encontrar oposición y de forma pacífica.
En declaraciones ofrecidas a los medios locales, la ministra de Justicia ha indicado que pedirá al Consejo de Seguridad Nacional y Defensa que imponga el Estado de Emergencia en caso de que no abandonen el edificio, según ha informado la cadena de televisión británica BBC.
Los manifestantes irrumpieron en el edificio y establecieron barricadas en el exterior con sacos llenos de nieve. Los manifestantes se han hecho con el control de edificios gubernamentales en diez ciudades en el marco de las protestas de las últimas semanas.
La ira se ha desatado por muchas ciudades y se han producido ataques masivos contra la policía que parece tener la orden de no intervenir, sólo de resistir.
TOMA DE EDIFICIOS EN TODO EL PAÍS
La toma de edificios parece ser el objetivo ahora de los opositores y se está extendiendo por todo el país. Cada vez son más los que salen a la calle en toda Ucrania, los que se enfrentan a una policía que parece no querer intervenir y los que pasan horas concentrados de la mejor manera posible.
Todos a la espera de la que ocurra este martes en el Parlamento, en la sesión extraordinaria convocada la semana pasada por Yanucovich. Esperan que sus peticiones sean aprobadas, que se libere a los presos, se deroguen as denominadas leyes dictatoriales, y, sobre todo, se convoquen unas nuevas elecciones.