Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una profesora de Florida, despedida por "fornicación"

Jarrestta Hamilton reconoció que concibió al bebé tres semanas antes de la boda. Su abogado cree que el despido constituye una discriminación basada en su embarazo y estado civil. Además ha acusado a la escuela de violar su intimidad al decir a padres y alumnos el motivo del despido.
Sin embargo, la escuela se defiende asegurando que Hamilton conocía la posición moral de la escuela y que fue debidamente informada de ella cuando solicitó el empleo. Para el centro la actuación de la maestra, mantener sexo fuera del matrimonio, es un ejemplo de "fornicación" y así se lo hizo saber a la profesora en una carta que ha publicado el citado periódico.
Serán los tribunales quienes decidan si la profesora tiene razón o si, por el contrario, el centro está en su derecho al despedirla.    LA