Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una talla distinta en cada pecho tras ser operada

Desde pequeña, Tanya Bennett tenía complejo por su poco pecho. Tras meditarlo, esta joven británica de 21 años decidió operarse para acabar con el trauma que desde niña le perseguía. Según publica el diario Mirror, la joven estuvo ahorrando un tiempo para poder costearse la intervención que tenía previsto realizar en Reino Unido. Sin embargo, buceando en la Red descubrió que la misma operación le salía más barato si la llevaba a cabo en una clínica belga. Así, Tanya decidió viajar al extranjero para ser intervenida. Ahora, unos meses después lamenta con amargura su decisión. Las complicaciones de la cirugía han provocado que la joven tenga distinta talla en cada pecho. "Lamento el día que fui a Bélgica, la cirugía me ha costado mucho más que un trauma emocional", asegura. Fotos: Mirror.