Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El "no" al matrimonio homosexual se impone en California

Con el 99 por ciento de los votos escrutados, el "no" al matrimonio homosexual se impone por el momento en California, donde, aparte de votar en las elecciones generales de Estados Unidos, los ciudadanos se pronunciaron sobre una proposición para modificar la constitución y prohibir las bodas gays en ese estado.
El "sí" a la llamada Proposición 8 ha obtenido hasta ahora 5.344.012 votos o un 52 por ciento, frente a los 4.854.132 votos, un 48 por ciento, de los partidarios del "no". A falta de cerca de dos millones de papeletas por escrutar, la mayoría correspondientes al voto del correo, los partidarios del matrimonio gay no quieren perder la esperanza.
En San Francisco o Silicon Valley, el rechazo a la propuesta era aplastante con porcentajes de más del 75 por ciento en algunos casos, pero el interior del estado votó mayoritariamente a favor de restringir el matrimonio a la unión de un hombre y una mujer. En San Francisco, las celebraciones por la victoria de Barack Obama se ensombrecieron en parte al irse conociendo los resultados de la Proposición 8 y en Castro, el barrio de gay de la ciudad, algunos testigos señalaron que el ambiente no era tan festivo como cabía esperar.
La "Proposición 8" pedía modificar la constitución del estado para definir el matrimonio sólo como la unión entre hombre y mujer, lo que supondría derogar la resolución del Tribunal Superior de Justicia de California que legalizó en mayo las uniones homosexuales. Desde entonces unas 18.000 parejas del mismo sexo han cumplido en California su sueño de llegar al altar.
Ante el avance de la Proposición 8 en los últimos sondeos, muchos adelantaron sus planes de boda para pasar por la vicaría antes de las elecciones y en ciudades como San Francisco el Ayuntamiento aumentó el número de ceremonias que podían celebrarse diariamente para atender la elevada demanda. Aún se desconoce qué efecto tendrá la decisión de hoy en las urnas sobre las parejas que ya han contraído matrimonio.
Paralelamente, dos propuestas similares para prohibir las uniones homosexuales ganaron con holgura en Arizona y Florida.
En California, la Proposición 8 ha dividido a un estado generalmente tolerante y las campañas tanto a favor como en contra de la propuesta han logrado recaudar más fondos que ninguna otra iniciativa social propuesta a votación en Estados Unidos hasta la fecha. Según el diario San Francisco Chronicle, más de 140.000 donantes han donado fondos a uno u otro bando, con una recaudación combinada de 73 millones de dólares.
Entre los partidarios del "no" a la Proposición 8 se encuentra el alcalde de San Francisco, Gavin Newsom, famosos como Brad Pitt o Steven Spielberg o incluso compañías como PG&G, Google o Apple. La campaña ha enfrentado en ocasiones incluso a vecinos. En Carlsbad, cerca de San Diego, un ciudadano de 53 años fue arrestado hoy por agredir físicamente a sus vecinos de 76 y 75 debido a una disputa por la colocación de carteles a favor y en contra de la Proposición 8. Según la pareja agredida, su vecino estaba situando carteles contra la propuesta de tal forma que tapaban los suyos -a favor- lo que provocó una acalorada discusión que acabó en agresiones.