Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una mujer da a luz sola en el baño de un hospital para después abandonar a su bebé

Hospital de San Lorenzo en ArgentinaInformativos Telecinco

Una mujer, embarazada de seis meses, acudió en la madrugada del 8 de marzo con fuertes dolores abdominales al Hospital de San Lorenzo en la provincia argentina de Santa Fe. Escondiendo su estado al personal médico, justo antes de entrar en consulta se dirigió al baño y al volver se negó a ser revisada. Ante la confusa situación, los agentes de seguridad entraron al baño y encontraron un bebé recién nacido con síntomas de hipotermia. A pesar de los rápidos cuidados de los médicos, el bebé falleció minutos después.

Era la madrugada del pasado martes cuando una mujer, que no ha trascendido su nombre, llegó a Urgencias del Hospital San Lorenzo, Argentina. Los médicos de guardia preguntaron por sus dolencias y ésta les dijo que sufría fuertes dolores abdominales. Minutos más tarde, la llamaron por megafonía, pero justo antes de ser atendida acudió al baño más próximo. Su extraño comportamiento llamó la atención del personal sanitario que se encontraba coordinando la sala de espera, por lo que decidieron esperar atentamente a su salida.
La directora del hospital, Adelina Ontivero, ha relatado al portal argentino SL24 los acontecimientos que se desencadenaron después: "Cuando volvió del baño, la doctora que iba a atenderla empezó a la interrogarla, pero la mujer se negaba a ser revisada. Decía que tenía dolores abdominales y que no quería ser revisada porque estaba sangrando".
Ante las numerosas incongruencias de la mujer, los médicos decidieron llamar a la policía. Minutos más tarde, agentes de seguridad entraban al lavabo para descubrir qué había estado haciendo, lo que encontraron les dejó sin palabras: Un bebé recién nacido yacía en el frío suelo de un urinario con su cordón umbilical, placenta y hasta su bolsa amniótica intacta.
Rápidamente el personal sanitario comenzó a actuar intentando rescatar a la menor. "En primer momento la beba fue quitada de la bolsa, pero ya tenía la respiración irregular y padecía hipotermia. Además, si no se corta el cordón en el momento del nacimiento se produce un efecto contrario y el bebé pierde sangre por allí", explica la directora. 
Ante el delicado estado del neonato fue trasladado con mucho cuidado a planta, dónde se le colocó una vía de oxígeno. Lejos de evolucionar favorablemente, el diminuto corazón comenzó a detenerse, por lo que el personal sanitario le realizó numerosas técnicas para reanimarlo. A pesar de la rápida intervención de los médicos, el bebé falleció a los pocos minutos.
Las fuerzas de seguridad se han ocupado del caso e investigan los motivos que llevaron a la madre a tal situación. Según informó la directora del hospital, la mujer estaba embarazada de seis meses y "pudo haberse provocado el nacimiento", además resalta que lo normal en partos prematuros es que la bolsa amniótica se rompa, algo que no ocurrió en este caso, al encontrarse intacta.