Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alcalá presentará toda la documentación del contrato con Cofely "a quien la requiera"

El alcalde de Alcalá de Henares, Javier Bello, ha asegurado este martes que pone la documentación del contrato del Ayuntamiento con Cofely, involucrada en la trama de la 'Operación Púnica', a disposición de la Junta de Portavoces, convocada para el próximo jueves, "y a disposición de quien la requiera para aportar luz a este asunto".
Asimismo, el Ayuntamiento ha informado en un comunicado que el regidor alcalaíno convocará una Comisión de Investigación para que los Grupos Municipales puedan analizar la documentación del expediente para la contratación del 'Servicio Público de Gestión Energética y Mantenimiento con garantía total de Instalaciones Térmicas e Iluminación en dependencias municipales', que fue adjudicado a Cofely.
Javier Bello ha asegurado que "ante el más mínimo indicio de lucro personal por parte de alguien de este Ayuntamiento, o que estuvo en este Ayuntamiento", va a actuar "con toda contundencia desde el punto de vista político y judicial, sea quien sea".
EL PROCESO ADMINISTRATIVO
Según ha explicado el Consistorio, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Alcalá de Henares, a propuesta de la Concejalía de Obras y Servicios, aprobó el 16 de agosto de 2011 el inicio del expediente para la contratación del Servicio Público de Gestión Energética y Mantenimiento con garantía total de Instalaciones Térmicas e Iluminación en dependencias municipales.
Los "pliegos" técnicos y administrativos correspondientes fueron aprobados por la Junta de Gobierno Local el 2 de noviembre de 2011 y la licitación se publicó en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) en 22 de marzo de 2012.
El 3 de julio de 2012, la Junta de Gobierno Local presidida por Javier Bello como alcalde en funciones --tomó posesión de la Alcaldía el 12 de julio de 2012-- deja sobre la mesa la adjudicación como a la empresa con más puntuación (Cofely) según la propuesta elevada por la Mesa de Contratación correspondiente.
La empresa Cofely presentó varios escritos por los retrasos en la adjudicación. "Ante la existencia de informes técnicos contrapuestos sobre si el servicio suponía ahorro a la ciudad, la Junta de Gobierno Local celebrada el 29 de octubre de 2014 acordó la renuncia al contrato e indemniza a los licitadores (Cofely y Dalkia) con 600 euros, según establece la ley", han destacado.
Un mes después, el 29 de noviembre de 2012, el Ayuntamiento ha explicado que Cofely presentó un recurso de reposición contra el acuerdo de Junta de Gobierno por el que el Ayuntamiento de Alcalá renunciaba al contrato.
"Ante esa nueva circunstancia y la nueva y compleja documentación presentada, se reunió la Mesa de Contratación (10 de diciembre de 2012) y propuso solicitar un informe externo independiente", han explicado fuentes municipales.
Así, la Junta de Gobierno Local, un 17 de diciembre de 2012, acordó encargar dicho informe externo a la empresa consultora que determinara la Concejalía de Proyectos y Conservación Urbana, "siempre y cuando sea Cofely (la empresa que había presentado el recurso)" la que se hiciera cargo del coste, "algo que debe aceptar previamente".
El 3 de enero de 2013 Cofely aceptó sumir el pago del informe externo que realizaría la empresa seleccionada por la Concejalía de Proyectos y Conservación Urbana (se solicitaron presupuestos a tres consultoras).
El Ayuntamiento ha explicado que el 8 de febrero de 2013, la Concejalía de Proyectos y Conservación Urbana recibió el citado informe externo, que concluía que la contratación del Servicio Público de Gestión Energética y Mantenimiento con garantía total de Instalaciones Térmicas e Iluminación en dependencias municipales supondría ahorro para el Ayuntamiento de Alcalá.
Por ello, los técnicos municipales dieron su conformidad al informe, tras lo que se reunió de nuevo la Mesa de Contratación (8 de marzo de 2013), que propuso a la Junta de Gobierno que se estimara el recurso presentado por Cofely y que se le adjudicara el servicio, "cosa que la Junta de Gobierno hace en la sesión del 23 de septiembre de 2013".
El contrato con Cofely se firmó el 10 de octubre de 2013 y la adjudicación se publicó en el BOCM el 12 de noviembre de 2013, han concluido desde el Gobierno local.