Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Alianza contra la Pobreza Energética critica la gestión del Ayuntamiento de Barcelona

La Alianza contra la Pobreza Energética ha criticado este lunes que el Ayuntamiento de Barcelona "se ha mostrado totalmente inmóvil" ante la aplicación de la Ley de Emergencia Habitacional y Pobreza Energética, aprobada por el Parlament en julio de 2015 tras una ILP impulsada por la entidad, la PAH y el Observatori Desc.
"Municipios grandes como el Ayuntamiento de Barcelona, que deberían ser punta de lanza en la aplicación de esta Ley, se han mostrado totalmente inmóviles", ha aseverado la entidad este lunes en un comunicado, y ha señalado que se ha reunido en cinco ocasiones con miembros del Gobierno de Ada Colau --quien fue portavoz de la PAH--.
"Han pasado meses desde que el nuevo Gobierno municipal tiene sobre la mesa una Ley que está obligado a cumplir, y aún a día de hoy no ha llegado a ninguno de los resultados deseables. La falta de estrategia a la hora de enfocar la problemática hace que no tenga capacidad de abordar la emergencia social actual hacia la pobreza energética", ha aseverado.
La entidad ha avisado de que Barcelona no puede esperar ni un minuto en la aplicación de esta Ley debido a la emergencia social, y ha criticado la "falta de gobiernos valientes que tienen las herramientas para erradicar la situación y no las utilizan como es necesario".
Exige que, en un plazo de diez días, el Ayuntamiento garantice que no se efectúan cortes de suministro sin que las empresas faciliten antes a los servicios sociales datos sobre los afectados, y que firme un convenio con las compañías para que se hagan cargo de la deuda de familias en situación de riesgo de exclusión residencial.