Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Andreu devuelve 20.000 € a UPyD tras su renuncia en el caso Bankia y acepta a la CIC y la CGT como acusaciones populares

Andrés Herzog vuelve a la abogacía y seguirá en el procedimiento al liderar la defensa de la CIC
El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu ha ordenado devolver a Unión, Progreso y Democracia (UPyD) los 20.000 euros que depositó como fianza tras haber renunciado a actuar en el proceso en el que se investiga la fusión y salida a Bolsa de Bankia. Además, ha aceptado que la Confederación Intersindical de Crédito (CIC) y la Confederación General del Trabajo (CGT) actuén como acusaciones populares en esta causa.
En una providencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, el magistrado acoge la petición de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) de apartarle como acusación popular del procedimiento y acuerda que se devuelva a la formación magenta el importe de 20.000 euros que depositó en concepto de fianza.
El magistrado añade que la Confederación Intersindical de Crédito (CIC) y la Confederación General del Trabajo (CGT) continuarán ejerciendo la acción popular con sus respectivas representaciones en la causa.
La Confederación Intersindical de Crédito, que ha fichado al abogado y al excandidato de UPyD Andrés Herzog, ha presentado un escrito de aclaración en el que recuerda que presentó una fianza de 20.000 euros en abril de 2013 en este proceso.
"CAMBIO DE CRITERIO" SIN EXPLICAR
La CIC califica de "sorprendente que, sin dar ninguna explicación, el juzgado haya cambiado su criterio, confirmado por diversas resoluciones a lo largo de estos tres últimos años de instrucción, según el cual todas las acusaciones populares habían de concurrir bajo una misma postulación procesal y asistencia letrada, la del querellante inicial, UPyD, cuya dirección jurídica estaba liderada por Herzog.
Antes de asumir responsabilidades en la dirección de la formación magenta, Herzog trabajaba en el despacho de abogados Garrigues, donde llegó a alcanzar el cargo de asociado. Después, fue el impulsor de todas las acciones judiciales de UPyD, como las emprendidas contra Bankia, las preferentes o las tarjetas black de Caja Madrid.