Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El BNG pide a En Marea que explique "con seriedad y rigor" su propuesta y miembros de la coalición apelan al diálogo

Antón Sánchez asegura que hay "un objetivo por encima" de cualquier diferencia de opinión en la coalición que es "derrotar al PP"
La propuesta realizada en el marco de la asamblea de En Marea el pasado domingo de abrir una mesa por el cambio con el BNG y el PSdeG ya tiene respuesta oficial por parte de los nacionalistas gallegos, que como habían explicado, lo han debatido en la reunión de la ejecutiva antes de ofrecer una contestación oficial. La portavoz nacional, Ana Pontón, ha explicado que se han dirigido a la coalición para pedir que "especifiquen con claridad, seriedad y rigor" cuál es su propuesta.
Ana Pontón, de visita este miércoles en Allariz donde gobierna con mayoría absoluta el BNG, ha desvelado que esta misma mañana se le ha enviado una contestación a En Marea para que les "especifiquen con claridad" la propuestas y que expliquen también "la prisa y premura" marcadas por parte de los socios de En Marea. Miembros de esta coalición han apelado en los últimos días a la necesidad del diálogo, al igual que ha hecho de nuevo este miércoles la diputada de AGE y miembro de la dirección de Esquerda Unida, Eva Solla.
Además, Ana Pontón, que el lunes lamentó haberse enterado por los medios de comunicación de la propuesta (a lo que la secretaria xeral de Podemos Galicia, Carmen Santos, replicó que intentó ponerse en contacto con ella pero no lo logró y sólo consiguió hablar con Bieito Lobeira, responsable del área de Organización), ha reiterado la disposición "al diálogo" que tiene el BNG "siempre", pero ha advertido de que esta formación no se va a convertir "en un apéndice de Podemos ni en una corriente galleguista de una organización".
"El BNG está aquí para configurar una candidatura de país", ha remarcado Pontón, quien ha subrayado que las organizaciones que se "autodenominaron del cambio", Podemos y el PSOE --ha mencionado--, "no tuvieron esa voluntad de diálogo" después de las elecciones de diciembre. Pontón ha manifestado que el BNG "afronta las elecciones generales con el reto de una voz propia (de Galicia) en Madrid".
RESPUESTA A EN MAREA Y ENVÍO A LA MILITANCIA
El posicionamiento que se hizo público este miércoles, además de ser remitido a la mesa coordinadora de En Marea, fue comunicado a la militancia del BNG. En la misiva remitida a la mesa de la coalición, a la que tuvo acceso Europa Press, la dirección nacionalista expresa que afronta con "gran preocupación" la "situación política y social actual y el "inmovilismo de las fuerzas estatales a la hora de asumir que una democratización real del Estado pasa por el reconocimiento de derechos políticos a las naciones sin estado como Galicia".
Asimismo, hacen constar que "una mal llamada crisis fue aprovechada para recentralizar el Estado y la economía" y hacen hincapié en que "hoy hay muchas personas que son conscientes de que urge un cambio real y cuestionar un modelo de Estado autonómico incapaz de solucionar los problemas que hay en Galicia".
En el posicionamiento figura que el BNG "defiende una unidad popular que se construya sobre la base de la existencia del pueblo gallego" y se remarca que hay "muchos gallegos decepcionados" con el "fracaso" de la legislatura que acaba de terminar y también "ante la falta de propuestas y alternativas que situasen a Galicia con una voz propia, sin dependencias de las estrategias de fuerzas políticas de ámbito estatal".
En la misiva, el Bloque se muestra consciente de que no habrá mayorías absolutas y habrá "un mandato claro de llegar a acuerdos". "Tened la certeza de que el BNG, como siempre hizo, conjugará la defensa de los legítimos intereses y necesidades de la gente de Galicia con la voluntad de contribuir a un gobierno alternativo al del PP", manifiesta en la carta, en la que recuerda el mandato de su última asamblea nacional.
Finalmente, en la respuesta a En Marea, el BNG "emplaza, desde la cordialidad, a explicar con seriedad y rigor cuál es la propuesta concreta" que se hace, así como la "urgencia de los plazos para esta convocatoria --que se conoció por los medios de comunicación-- justo en periodo preelectoral".
APELACIÓN DE EN MAREA
Tras la reunión de la Xunta de Portavoces, y preguntados los diputados de AGE por la respuesta, Eva Solla (que en ese momento todavía no tenía constancia de la respuesta) defendió el "ofrecimiento que se hizo por parte de En Marea" y que "parte de la responsabilidad" con la "situación del país".
"Y los partidos que no quieran formar parte tendrán que asumir ellos la responsabilidad propia de no estar. Se hizo una oferta de participación clara en un ambiente cordial", ha reivindicado la diputada de AGE. También en días pasados, la coordinadora nacional de Esquerda Unida, Yolanda Díaz, expresó su "sorpresa" por que las fuerzas de izquierda "no se sienten" a hablar antes de expresar una postura contraria como recelaron inicialmente de la propuesta.
La respuesta de la secretaria general de Podemos Galicia, Carmen Santos, al no inicial también fue la de insistir en la "importancia" de que En Marea "tienda este puente con el BNG y el PSdeG", porque sienten que "es una reclamación de la ciudadanía que está sufriendo las políticas austericidas".
Y también en días pasados, al conocerse el rechazo inicial de BNG y PSdeG, el coordinador nacional de Anova, Antón Sánchez, consideró que " la necesidad de diálogo es evidente para ver las líneas y las políticas en las que se está de acuerdo y para una mayoría alternativa en este país".
"DISPUTAR LA HEGEMONÍA"
En la rueda de prensa de este miércoles posterior a la junta de portavoces, Antón Sánchez afirmó, con respecto a una pregunta sobre las diferencias de punto de vista de En Marea, que cuando se va a fórmulas de este tipo en las que se aglutina "gente con diferentes ideas, siempre se demuestra que hay un objetivo por encima de eso, tanto en las generales como en las gallegas, que es derrotar las políticas del PP".
"Y vamos a disputar la hegemonía al PP, no vemos verosímil que los gallegos sigan escogiendo corrupción y, por lo tanto, quieren un cambio y vamos a trabajar generosamente (por la alternativa) que le va a disputar la hegemonía", ha sentenciado.