Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tres vocales del CGPJ piden que este órgano llame a la responsabilidad a Interior por las imágenes del pederasta

Tres vocales del sector progresista del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), María Victoria Cinto, Roser Bach y Pilar Sepúlveda solicitan que el Consejo General del Poder Judicial haga un llamamiento a la responsabilidad de los medios de comunicación y del Ministerio del Interior en la difusión de imágenes y datos del supuesto pederasta de Ciudad Lineal.
En un escrito remitido a la Comisión Permanente de este órgano que celebra mañana martes una reunión ordinaria, las vocales hacen suyos los argumentos expuestos la pasada semana por la asociación Jueces para la Democracia (JpD) y, tras reconocer que los hechos que se atribuyen al pederasta son "especialmente graves" subrayan que ello "no puede justificar la exposición pública de la persona detenida y su presentación en los medios en términos que parecen presumir la autoría de los hechos imputados".
La situación es especialmente preocupante, según estas vocales, si se tiene en cuenta que las imágenes y datos se han difundido desde el Ministerio del Interior.
LA INSTRUCCIÓN NO ES UNA "CASA DE CRISTAL"
Advierten que "convertir la fase previa del proceso penal en una suerte de casa de cristal no es un valor democrático ni una garantía de transparencia de la justicia. Es, llanamente, una violación gravísima de nuestro sistema de valores".
Recuerdan además que la gran mayoría de los países de nuestro entorno -con el respaldo explícito del Tribunal Europeo de Derechos Humanos- han previsto rigurosas reglas que limitan la inmersión mediática en la instrucción de los procesos cuando se pone en intenso peligro la presunción de inocencia, castigando a aquellos agentes públicos y privados que las desconocen.
"Y lo han hecho, precisamente, para garantizar los valores que deben regir en una sociedad democrática avanzada", añaden, para incidir en que la presunción de inocencia es un valor esencial en nuestro Estado de Derecho y su respeto incumbe no sólo al Poder Judicial sino a todas instituciones, medios de comunicación y al conjunto de la sociedad.
Por ello creen que el CGPJ "debería mostrar su preocupación por estos ataques a la garantía fundamental de presunción de inocencia y hacer un llamamiento a la responsabilidad a todos los agentes implicados" en el tratamiento de casos como el del supuesto pederasta.