Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cobo no recurrirá la sanción definitiva

En rueda de prensa tras la reunión semanal de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid, el vicealcalde ha afirmado además que presentará alegaciones contra la sanción de un año de suspensión de militancia que el Comité Nacional de Derechos y Garantías del PP ha propuesto por sus críticas públicas contra Aguirre, aunque no recurrirá la sanción definitiva que se le imponga y la acatará "sea cual sea".
Cobo ha hecho estas declaraciones después de que el miércoles recibiera del Comité Nacional de Derechos y Garantías de su partido el pliego de cargos en el que se le comunicaba la suspensión de militancia por un año por sus críticas públicas contra la presidenta de la Comunidad de Madrid y del PP regional, Esperanza Aguirre, en plena batalla por el control de Caja Madrid, en las que hoy ha dicho que estaba defendiendo a su partido.
"Considero que en 20 años de afiliación he defendido a mi partido, lo voy a seguir haciendo y creo que defendía a mi partido en esas afirmaciones", ha declarado. Ha recordado que "gran parte" de las manifestaciones por las que ha sido sancionado "tienen que ver con lo que hoy va a ocurrir" en Caja Madrid, algo, la elección de Rato como presidente, con lo que "todos en mi partido -ha subrayado- debemos estar contentos" porque es una decisión "muy buena para España".
Preguntado si volvería a hacerlo, ha contestado que es su "deseo" y le "encantaría", y cree que será así, que "nunca se vuelvan a dar las circunstancias que se estaban produciendo los días previos a esa entrevista", en el diario El País, en la que dijo que "es de vómito" lo que "personas cercanas, hoy, a Esperanza Aguirre" están haciendo para evitar que Rato sea presidente de Caja Madrid.
El número dos de Alberto Ruiz-Gallardón ha dicho estar "triste" porque para él es "muy importante" ser militante del PP , se encuentra "a disgusto" no siéndolo y "nunca" estará "satisfecho" si "un sólo día" no es militante. Aunque ha admitido que le gustaría que la sanción fuera menor a ese año propuesto, y por ello alegará a los cargos que se han hecho -sin revelar en qué términos-, ha reiterado que "aceptará la sanción que se me imponga por quien me la tiene que imponer, no por otras personas a las que no corresponde". Lo que seguirá siendo Cobo es vicealcalde de Madrid y portavoz del Grupo Municipal Popular, a no ser que quien le propuso para ambos cargos, el alcalde, piense otra cosa.CGS