Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Condenado a seis meses tras ser sorprendido robando en la casa del futbolista Daniel Alves

El Juzgado de lo Penal número 15 de Sevilla ha condenado a seis meses de cárcel a un joven que fue sorprendido por la Policía cuando intentaba sustraer distintos efectos, como dos motores de depuradora y la barandilla de una piscina, de una casa ubicada en Dos Hermanas y propiedad del exjugador brasileño del Sevilla y actual futbolista del Barcelona Daniel Alves.
Fuentes del caso han informado a Europa Press de que el juicio por estos hechos, previsto para este jueves, no ha llegado a celebrarse después de la conformidad alcanzada entre la Fiscalía y la defensa del acusado, que ha sido condenado 'in voce', por un delito de robo con fuerza en las cosas en casa habitada en grado de tentativa, a seis meses de cárcel y al pago de 1.840 euros por los daños causados en el inmueble.
Las fuentes han precisado que el futbolista brasileño no ha ejercido la acusación en este caso, de manera que no se ha tenido que personar en el juicio.
Según recoge la Fiscalía en su escrito de acusación, consultado por Europa Press, los hechos tuvieron lugar sobre las 4,00 horas del 28 de junio de 2011, cuando el imputado, "actuando con ánimo de ilícito beneficio y de común acuerdo con un menor", decidieron sustraer "cuantos efectos de valor" encontraran en la vivienda del jugador, ubicada en Dos Hermanas.
Así, y tras llegar al lugar en el vehículo de la pareja sentimental del imputado, el menor accedió a la vivienda saltando una valla y, tras forzar la puerta de entrada a la zona de la depuradora de la piscina, se apoderó de dos motores de depuradora, una barandilla de piscina, una alargadera, dos rejas de forja, una cámara de vigilancia, varios aspersores, utensilios de jardinería, y una máquina de lavado a presión.
El menor fue sorprendido por agentes de la Policía Nacional cuando volvía a saltar la valla hacia el exterior portando parte de los efectos sustraídos, encontrándose junto a él en el suelo los restantes efectos que había sacado previamente, mientras que el acusado le esperaba en el coche vigilando y "preparado para emprender la huida".
La Fiscalía cifra en 2.454 euros el valor de los efectos que intentó sustraer, los cuales no han sido recuperados por sus propietarios --Daniel Alves y su mujer-- al estar ilocalizables, por lo que fueron depositados en el punto limpio de la localidad.