Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Diputados de Podemos y las confluencias apuestan por el "derecho a decidir" para resolver el "problema territorial"

Diputados de Podemos y de las confluencias con presencia en el Congreso como el andaluz Sergio Pascual, el catalán Josep Vendrell y el gallego Antón Gómez-Reino han defendido este miércoles en Madrid el derecho a decidir y la "plurinacionalidad" como solución al "problema territorial" en España y a las "tensiones" entre regiones.
Durante el debate sobre 'Plurinacionalidad y patria' organizado por la formación morada en el centro cultural El Pozo del Tío Raimundo, en el madrileño barrio de Vallecas, donde también han participado el secretario de Organización de Podemos Madrid, Emilio Delgado y los diputados vascos Nagua Alba y Eduardo Maura, los ponentes han reivindicado la "diversidad identitaria" y "sociedad poliédrica" de España ante la "oportunidad histórica" de "construir un estado" basado en un modelo que reconozca "las diferentes naciones" y basado en la convivencia y el bienestar social.
El diputado de Podemos por Vizcaya Eduardo Maura ha ejercido de presentador del acto, al que han asistido unas 200 personas, y ha excusado al portavoz de la formación en el Congreso, Íñigo Errejón, y al líder de En Comú Podem, Xavier Domènech, por no poder acudir al debate, tal y como se había anunciado, tras una "semana complicadísima" por las negociaciones en las que han participado para buscar un acuerdo con Compromís, Izquierda Unida y el PSOE para investir al candidato socialista Pedro Sánchez.
Maura ha dado comienzo al acto reclamando que la "plurinacionalidad se piense en positivo" en lugar de considerarse "un problema" y ha calificado "la insolidaridad" como un problema que se produce "entre los de arriba y los de abajo" y no entre los territorios que forman España.
Después, el madrileño Emilio Delgado ha situado el origen del auge del independentismo en Cataluña en la Presidencia de José María Aznar y la renuncia a desarrollar el estado de las autonomías, que ha ejemplificado en la "decepción" del Estatuto prometido por José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE). "Eso llevó a muchos a pensar que es más fácil independizarse y fundar una república que reformar en el país que vives porque has llegado a la conclusión de que hay fuerzas que van a impedir que desarrolles más lo que ya tienes", ha argumentado.
Según el diputado de la Asamblea de Madrid, "frente a la cerrazón de unos y al refugio identitario de otros", España debe "ser un país atractivo" que apueste "por la fraternidad de los pueblos", antes de finalizar su intervención proclamando: "ni guerra entre pueblos ni paz entre clases, porque son los ricos los que se han independizado".
NUEVA CONSTITUCIÓN
El relevo lo ha tomado Sergio Pascual, también secretario de Organización de Podemos, que se ha mostrado convencido de que "en unos meses o años" habrá que redactar una nueva constitución que recoja estas demandas nacionales. "Una mejor España, porque el actual status quo ha demostrado que no es eficiente", ha dicho.
La diputada Nagua Alba ha puesto el foco en la situación del País Vasco tras el fin del terrorismo de ETA, "una violencia que ha atravesado el debate sobre el modelo territorial", y ha calificado como "obsoleto" el actual modelo territorial de España y ha reivindicado "la construcción de un gobierno estatal basado en la plurinacionalidad, la convivencia y el bienestar social". Porque en opinión de Alba, "los vascos y catalanes votaron al derecho a decidir ser felices" el pasado 20 de diciembre, cuando Podemos fue la fuerza más votada en Euskadi.
CITA A LAS CUP
Antón Gómez-Reino, diputado de En Marea, ha aplaudido al comienzo de su intervención la posibilidad "de tener un debate así en Madrid, en Castilla y en Vallecas" y ha defendido la "multilateralidad" en las relaciones entre las diferentes "naciones" y revertir "el conflicto lingüístico" que en su opinión promueve la derecha para "poner encima de la mesa este elemento de riqueza y desarrollo humano que ayuda a construir una sociedad más plural".
Gómez también ha citado a Antonio Baños, el candidato de las CUP en las últimas elecciones catalanas, para reconocer que se siente "cómodo" en la afirmación del líder independentista de que se siente tan español como un noruego se siente escandinavo. "El desafío colectivo que tenemos es construir un país de países donde quepan muchos países", ha sentenciado.
CRÍTICA AL "NACIONALISMO EXCLUYENTE" DEL PP
Por su parte, el diputado de En Comú Podem, Josep Vendrell, ha extendido el debate territorial al conjunto de España. "Parece que es un problema de catalanes, vascos y gallegos, pero interpela a todos los ciudadanos de este país", ha defendido, criticando "la actitud pasiva" del PSOE ante "la crisis territorial" de Cataluña, pero también el "oportunismo" de CIU, que según Vendrell ha aprovechado "para coger oxígeno" tras cargar "con una mochilla llena de corrupción".
Vendrell ha vaticinado que en el debate territorial de España se impondrá "la bandera del derecho a decidir y la plurinacionalidad" frente "al nacionalismo español y excluyente del Partido Popular" y el esquema de los nacionalismos "que niegan la posibilidad de tener dos identidades" para que "España se reconozca como el país que es realmente", ha dicho.