Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Expertos detectan que la Ley de Altos Cargos puede dejar fuera de su aplicación a los directivos del Banco de España

Dos de los expertos citados por el Congreso para hablar de las medidas contra la corrupción han avisado de que el proyecto de ley de Altos cargos aprobado por el Gobierno y en fase de tramitación parlamentaria crea dudas sobre su aplicación a los miembros del Banco de España.
Andrés Betancor, catedrático de Derechos Administrativo de la Universidad Pompeu Frabra, y Marcos Vaquer, catedrático de la misma especialidad en la Carlos III de Madrid, han coincidido en señalar esta cuestión durante su comparecencia ante la Comisión Constitucional del Congreso.
Según han expuesto, los altos cargos del Banco de España estaban citados expresamente en la Ley de Conflictos de Intereses de 2006 a través de su disposición adicional segunda: "El Gobernador, Subgobernador y miembros del Consejo de Gobierno del Banco de España, así como el Secretario General y los directores generales, se regirán, en lo que al régimen de incompatibilidades se refiere, por lo que establezca su normativa específica (la Ley de Autonomía del Banco de España), siéndoles de aplicación esta Ley en lo que expresamente se establezca en la citada normativa".
SU PROPIO RÉGIMEN DE INCOMPATIBILIDADES
En la citada ley de Autonomía del Banco de España, que es 1994, y en el reglamento interno de la institución, de 1996, se establece por ejemplo dos años de incompatibilidad absoluta para los gobernador y subgobernador, una vez dejen el cargo, y sólo seis meses para los directores generales.
Pero la disposición adicional de 2006 ha desaparecido en el nueva Ley de Altos Cargos que ha enviado el Gobierno para sustituir aquella norma de l Gobierno socialista, aunque en su texto se habla de que la legislación "se aplica a cualquier organismo supervisor o regulador".
Dada la especial naturaleza del Banco de España y su autonomía intrínseca, Marcos Vaquer ha propuesto que se reintroduzca una mención expresa a los miembros de esta institución o que al menos se aclare que el ámbito de aplicación llega hasta el organismo que actualmente dirige Luis María Linde.