Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gallardón reivindica su legitimidad ante UPyD y recuerda que Rosa Díez dejó el PE porque "solo se quedan cuando ganan"

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, se ha defendido este martes de las acusaciones del portavoz municipal de Unión, Progreso y Democracia (UPyD), David Ortega, acerca de los rumores sobre que abandonará el Ayuntamiento tras las próximas elecciones generales diciéndole que él tiene "una legitimidad" que los miembros de la formación magenta "no tienen" para decir que cumple su palabra, y ha recordado que Rosa Díez sí abandonó el Parlamento Europeo (PE) en 2007 porque ellos "solo se quedan cuando ganan".
Durante la sesión de control al Gobierno en el Pleno municipal celebrado en la Casa de la Villa, Gallardón ha comenzado por recordar que la pregunta de si seguirá al frente de la Alcaldía es "muy poco original" y "no es nueva", ya que la prensa se la han planteado "27 veces" a él y una treintena a la que sería su sustituta si se verificase esta posibilidad, Ana Botella.
"No tengo previsto costa distinta (que terminar mi mandato como alcalde del Ayuntamiento de Madrid)", ha afirmado a renglón seguido, unas palabras que Ortega ha puesto en duda al exigirle que precise si "va a cumplir su palabra". "No sabemos si usted va a seguir siendo alcalde de Madrid, y éste es el sitio donde nos lo tiene que aclarar antes del 20 de noviembre", ha exigido, apuntando que los madrileños merecen "un alcalde a tiempo completo y no a tiempo parcial".
Ante estas palabras, el primer edil ha tirado de pasado político para recordar que en los 28 años que lleva "consagrado" a los ciudadanos de Madrid él siempre ha finalizado sus mandatos, tanto en la Comunidad de Madrid como en el Ayuntamiento de la capital, cuando ha estado en la oposición y cuando ha ocupado puestos de Gobierno.
Frente a eso, los responsables socialistas con los que se ha ido enfrentando a lo largo de los años han abandonado sus cargos antes de que acabasen las legislaturas. "El señor Jaime Lissavetzky será, de acuerdo con su palabra, el primer adversario político con el que voy a estar hasta el final", ha apostillado.
"Yo he cumplido mi palabra siempre absolutamente, precisamente porque mido muy bien mis palabras. Creo que tengo una legitimidad que usted y su formación política no tienen para decir que cumplo mi palabra", ha insistido.
ENMENDAR LA PLANA A ROSA DÍEZ
A renglón seguido, Gallardón se ha preguntado "a qué ha venido" Ortega al Pleno municipal y le ha espetado que quizá quiere "hacer una exigencia" que ellos "no se han aplicado absolutamente nunca". "¿O no es menos cierto que Rosa Díez abandonó el escaño en el Parlamento Europeo en 2007 cuando quedaban dos años de compromiso con los ciudadanos?", ha recordado.
Así, ha recordado que la razón por la que Díez abandonó su escaño de eurodiputada fue por la celebración de un congreso en el PSOE, en el que José Luis Rodríguez Zapatero fue elegido secretario general.
"Lo llevan en el código genético. Ustedes solo se quedan cuando ganan. Como perdió Rosa Díez contra Zapatero, me voy. Y tenía un compromiso con los ciudadanos, pero como ahora no quiero estar con los socialistas, me voy. Yo me he quedado siempre, cuando he ganado y cuando he perdido. Y en mi partido a veces he estado apoyado por la mayoría y a veces no, y no he entendido que la democracia sólo vale cuando gano yo y, si no, fundo otro partido. Si quiere criticar a Díez no sé si éste es el foro adecuado, pero con ese antecedente a mí no me puede criticar ni un día de mi trayectoria política", ha zanjado el alcalde, provocando un aplauso entre sus filas.