Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno autoriza operaciones de deuda a Cantabria por valor de 27 millones, y a Asturias por 474 millones

El Consejo de Ministros ha autorizado este viernes al Principado de Asturias a formalizar préstamos a largo plazo y emitir deuda pública por casi 474 millones de euros y a la Comunidad Autónoma de Cantabria a otorgar avales por un importe máximo de 27 millones.
De la cantidad de 473.968.216 euros autorizada a Asturias se destinarán 410,42 millones a refinanciar vencimientos correspondientes a 2016. Otros 29,85 millones de euros irán a financiar la anualidad de 2016 de la devolución de las liquidaciones negativas del sistema de financiación de las comunidades autónomas de los ejercicios 2008 y 2009 y otros 33,70 millones a financiar el 50 por ciento del objetivo de estabilidad presupuestaria para 2016 fijado en un déficit del 0,3.
Por otro lado, la autorización a Cantabria tiene como finalidad otorgar avales a través del Instituto de Finanzas de Cantabria, por un importe máximo de 27 millones de euros. De este total, 12 millones irán a entidades del Subsector Sociedades no financieras públicas para refinanciar préstamos con entidades de crédito y con el Ministerio de Hacienda; y diez millones a entidades del Subsector Sociedades no financieras privadas que tengan consideración de Pymes y autónomos.
Otros cinco millones de euros se destinan a entidades del Subsector Sociedades no financieras privadas que tengan la consideración de MIDCAPS o Pymes que estén excluidas del apartado anterior.
Estos permisos sólo podrán amparar operaciones formalizadas hasta el 31 de diciembre de 2016 y precisan la autorización del Estado porque Cantabria incumplió el objetivo de estabilidad presupuestaria y la regla de gasto, y Asturias el objetivo de estabilidad presupuestaria, de deuda pública y la regla de gasto del ejercicio 2015.
Además, Asturias deberá supeditar las operaciones de endeudamiento amparadas por esta autorización al cumplimiento del objetivo de deuda para 2016, fijado en el 16,3 por 100 del PIB regional.