Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Iberoamérica necesita más recursos para la atención sanitaria básica

El secretario de Salud mexicano, José Ángel Córdova. EFE/Archivotelecinco.es
Los ministros iberoamericanos de salud reconocieron hoy las carencias sanitarias existentes en la mayoría de sus países y se comprometieron a promover una financiación "solidaria" que mejore la atención médica básica.
Esta es una de las conclusiones principales de los dos días de debates de la conferencia ministerial que reunió a 17 países y en la que, pese a no estar en la agenda oficial, se abordó de forma marginal el problema de la gripe A.
México, representado por su ministro (secretario) de Salud, José Ángel Córdova, expuso a los asistentes a la reunión la experiencia de su país para afrontar el brote de gripe y señaló que su peor momento fue en los pasados meses de abril y mayo.
En declaraciones a EFE, Córdova y otros ministros asistentes, como los de Paraguay, Ecuador y Uruguay, aseguraron que sus naciones están preparadas para hacer frente a la gripe, cuya incidencia puede agravarse en el Cono Sur en los meses de julio y agosto por el invierno austral.
La conferencia exhortó a asignar mayores recursos a la atención sanitaria básica, considerada el escalón fundamental para corregir la falta de servicios médicos entre la población latinoamericana, y a crear una plataforma de intercambio de experiencias de los países de la comunidad.
Los ministros admitieron que la situación sanitaria de la mayoría de los países iberoamericanos "aún no es satisfactoria" y una parte importante de la población no tiene acceso a una atención primaria de salud equitativa.
Para solucionar esas carencias la declaración final de la conferencia se compromete a promover modelos de financiación sanitaria "con una perspectiva solidaria, sustentable y equitativa".
La gripe A, pese a estar fuera del temario, no dejó de ser un foco de atención y protagonizó ruedas de prensa y declaraciones de los delegados asistentes.
En el caso de Portugal, su ministra, Ana Jorge, tuvo que hablar en dos ocasiones a los periodistas para informar de la detección de nuevos enfermos en su país, donde ya hay 17 afectados.
Córdova, declaró a EFE que México ha controlado "muy bien" el brote de gripe gracias a una respuesta "inmediata" de las autoridades y consideró que es un destino "seguro" para los turistas.
La ministra de Salud Pública uruguaya, María Julia Muñoz, lamentó, por su parte, el primer fallecimiento registrado por causa del virus en su país, donde hay 195 afectados.
Pero, en entrevista con EFE, restó dramatismo al caso al recordar que cada año fallecen entre 60 y 70 personas en Uruguay por la gripe estacional y subrayó que hay medios y personal para enfrentar un eventual recrudecimiento de la enfermedad.
Carolina Chang Campos, ministra de Salud de Ecuador, donde hay 150 casos de gripe A, también consideró que la enfermedad está "bajo control" y destacó a EFE que hay medicamentos y personal "preparados" para hacerle frente y el Gobierno ha adoptado medidas para proteger a los grupos de población más vulnerables.
En Paraguay, con 96 enfermos y el temor a que los peores meses del invierno, julio y agosto, incrementen los contagios, el Gobierno juzga que la situación está "relativamente controlada" aunque hay una fuerte exposición a la enfermedad por el movimiento de las fronteras terrestres con Brasil y Argentina.
La ministra paraguaya de Salud, Esperanza Martínez, dijo a EFE que para evitar la extensión de la enfermedad se efectúan controles "rígidos" en los aeropuertos.
Al margen del problema de la gripe las conclusiones de la conferencia consideraron la sanidad un "pilar estratégico" para mejorar la calidad de vida y promover "la cohesión social".
Los resultados de la reunión se elevarán a la XIX Cumbre Iberoamericana de jefes de Estado y de Gobierno, que tendrá lugar el 30 de noviembre y 1 de diciembre en la ciudad lusa de Estoril.