Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jáuregui: "No nos verán juntos al PSOE y al PP para darles con la Constitución en la cabeza a los catalanes"

El exministro y portavoz del PSOE en la Comisión Constitucional del Congreso, Ramón Jáuregui, considera que su partido puede entenderse con el PP "en muchas cosas, también en el conflicto de Cataluña", pero ha dejado claro que no comparte el "inmovilismo" de los 'populares' en este asunto: "No nos verán juntos para darles con la Constitución en la cabeza a los catalanes".
En una entrevista en RNE recogida por Europa Press, ha subrayado que el PSOE no comparte el discurso del PP "de una España que no es amigable con Cataluña" y no "reconoce su singularidad". El PSOE, ha dicho, "puede estar de acuerdo en decir 'este camino no es legal y no lo podemos avalar'", pero no cree "en una respuesta que sea no decir nada y mirar para otro lado".
Así, no ve posibles actos conjuntos del PSC y del PP catalán frente al independentismo, porque los 'populares' no aceptan la reforma constitucional que propone el PSOE y porque, a su juicio, la líder del PP catalán, Alicia Sánchez Camacho, hace a veces un discurso "oportunista" frente al PSC.
A su juicio, Cataluña reclama "urgentemente una respuesta" que sólo puede basarse en el diálogo sobre los "agravios" y los "problemas" que Cataluña percibe, incluido el "sentimiento de una financiación injusta o incorrecta". En este sentido ha defendido la reforma federalista de la Constitución que propone el PSOE.
Según ha explicado, esa reforma daría cabida en la Carta Magna al Estatuto catalán, aprobado en referéndum y después recortado por el Tribunal Constitucional.
Además, Jáuregui se ha mostrado partidario de que la competencia sobre la política lingüística sea de manera "plena" de las comunidades autónomas y ha dicho no compartir la "trifulca", que dura ya años, sobre la capacidad de Cataluña de establecer "su propio bilingüsmo". El modelo federal, ha zanjado, "tiene que ser compatible con las singularidades".
Y además de resolver el problema, cree que PSOE y PP no pueden contentarse con decir 'no', sino que tienen que abrir "una vía que sea capaz de difundir la agenda imaginativa del nacionalismo". A su modo de ver, los nacionalistas están marcando la agenda, un día con una carta de Artur Mas a líderes europeos, otro día con una entrevista en la BBC y se ha preguntado "qué hace España".
Así, ha dicho que el PSOE está dispuesto a "entenderse con el Gobierno" para que "la respuesta de los españoles" partidarios de seguir juntos sea dialogada, "que permita que los catalanes voten, incluso, como quieren, que decidan, pero que decidan junto a nosotros qué pacto ofrece la política a otros problemas", aludiendo así a la reforma de la Constitución que propone el PSOE.