Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

López dice que no le preocupa "nada" que en Euskadi pueda celebrarse una consulta "pactada y legal"

Cree que el PNV debe explicar qué entiende por "nuevo estatus" y dice que el PSE-EE está dispuesto a debatir sobre un marco político
El secretario general del PSE-EE, Patxi López, ha asegurado que no le preocupa "nada" que, en el futuro, en Euskadi pueda celebrarse una consulta "pactada y legal", que, según ha asegurado, no es lo que se plantea en Cataluña. Además, cree que el PNV debe explicar qué entiende por "nuevo estatus" y dice que el PSE-EE está dispuesto a debatir sobre un marco político.
En una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, López ha considerado que, en materia de autogobierno, se pueden alcanzar acuerdos y ha señalado que el PNV "tiene que aclarar" qué quiere decir el nuevo estatus que pide y "qué tiene detrás".
"Nosotros hemos dicho siempre que los socialistas estamos dispuestos a debatir sobre este asunto y acordar un marco político y de convivencia. Un país parte de lo que tiene y nosotros tenemos un Estatuto de Gernika, que es ese marco de autogobierno enorme, por cierto. Yo creo que no hay en el mundo prácticamente ninguna comunidad autogobernada con tal nivel de competencias y de capacidad de decisión, es un marco de convivencia que nos permite vivir juntos a quienes pensamos y sentimos de forma diferente y es un gran pacto entre diferentes", ha destacado.
En este sentido, ha indicado que, "si uno quiere evolucionar y mejorar, debería mejorar estas cosas", de forma que se analice "cómo mejorar el autogobierno, cómo consolidar esa convivencia entre distintos y cómo reforzar los pactos".
"Si es para ir para atrás, para acordar entre iguales, para que la convivencia se fracture o divida, que no cuenten con nosotros, pero, para lo otro, dispuestos", ha aseverado.
CATALUÑA
Sobre la situación de Cataluña, ha afirmado que, si el PSOE llega a estar en el Gobierno, la habría empezado a gestionar antes "porque ha llegado a unas cotas preocupantes".
"No se puede gestionar una situación como ésta sentándose en un sofa esperando a ver si se solucionan las cosas, que es lo que suele hacer Mariano Rajoy con todos los problemas que tiene encima de la mesa y ahora nos encontramos con una especie de choque de trenes con un gobierno de la Generalitat que se sube al tren del independentismo, en vez de gestionar lo que le corresponde, y un Mariano Rajoy que ha dejado pudrir este problema, y que se intercambian cartas que difícilmente van a solucionar nada", ha añadido.
Tras señalar que la sociedad catalana, al igual que la vasca, "es plural en sus ideas y en sus sentimientos de pertenencia", ha destacado que ahora "sólo se está escuchando prácticamente una de esas expresiones plurales, que es la independentista".
A su juicio, "las soluciones que hay que dar son para la convivencia de esos diferentes sentimientos de pertenencia y de ideologías en la sociedad catalana". "Tenemos que buscar fórmulas que permitan esa convivencia, fórmulas que permitan el acomodo de la sociedad catalana, como ha sido siempre, razonablemente en un proyecto común y compartido, que es España", ha indicado.
En este sentido, ha subrayado que en ello se debe trabajar y ha recordado que los socialistas "abanderan un modelo federal porque permite ese acomodo, el reconocimiento de la singularidad catalana, relaciones bilaterales, un sistema de financiación mucho más justo, permite un sistema de financiación mucho más justo, la corresponsabilidad de todos". "Vamos a ver si por ahí se pueden dar soluciones", ha apuntado.
Preguntado por si contemplaría la posibilidad de celebrar una consulta, ha recordado que esa cuestión ya se ha debatido en Euskadi cuando gobernaba el exlehendakari Juan José Ibarretxe. "Las consultas, cuando se hacen en los términos que se hacen en Cataluña, lo único que hacen es provocar fracturas sociales y, por eso, yo espero que la política intervenga antes de provocar esas fracturas", ha apuntado.
En cuanto al PSC, ha recordado que habla de "una consulta pactada y legal, que no sería una consulta como la que están proponiendo otros". "De todas formas, es verdad que el PSC está viviendo una situación extraordinariamente complicada en la que es verdad que también abandera esa posición federal que creo que puede ser una solución, seguramente no para el independentismo, pero sí para la sociedad catalana, que es de lo que se trata. Y lo que tienen que hacer es ver cómo se pueden oír más allí, en Cataluña, esas posiciones", ha dicho.
Patxi López ha afirmado que no se preocupa "nada" que en el futuro pueda haber una consulta pactada o legal para ver si los vascos desean crearse como un nuevo Estado en Europa. "Otra cosa es que yo estaré en contra de proposiciones independentistas porque no es que fracturen territorios, sino que fracturan sociedades y convivencias, y dividen y enfrentan", ha añadido.
ETA
Patxi López ha vuelto a pedir la desaparición de ETA "porque no tiene sentido una banda terrorista que dice que no va actuar y que exista". "Sé que se especula sobre la posibilidad de un desarme y la entrega de algunas armas, pero esto no es lo importante. Da igual que se oxiden en un zulo, lo importante es que desaparezca definitivamente ETA", ha añadido.
El representante socialista ha mostrado su discrepancia con el Gobierno del PP sobre la política penitenciaria porque cree que habría que abordar otra diferente porque "es necesaria para ayudar y avanzar en ese proceso de reinserción y reintegración en la democracia de los que, hasta ayer, la combatían".
PONENCIA DE PAZ
Además, ha señalado que la ponencia de paz del Parlamento vasco "tiene sentido siempre y cuando sea para marcar los objetivos que se marcaron". Tras recordar que nació por impulso de su partido, ha precisado que su labor "también es ayudar a ese mundo que hasta ayer aplaudía la violencia a hacer ese recorrido de integración en democracia".
"Y ese recorrido necesita ser capaces de asumir cada uno su responsabilidad y de ir instalando en el camino la verdad, la justicia, la memoria y la democracia que necesita este proceso", ha añadido.
No obstante, ha apuntado que, "si en lugar de avanzar en esa dirección de decir a este país, definitivamente, que la violencia no tiene sentido en un sistema democrático, que en un sistema democrático no cabe asesinar al que piensa diferente, EH Bildu pretende que los demás reconozcan que la violencia estuvo justificada en algún momento, no sólo no lo vamos a hacer, sino que la propia ponencia pervierte sus objetivos, y no tendría sentido".
"Parece que estamos pidiendo no sé qué locuras o cuestiones partidarias. Estamos hablando de un mínimo ético, moral, democrático sobre el que construir una sociedad decente. Y eso lo tienen que reconocer sí o sí ese mundo. Si no, será muy difícil avanzar", ha concluido.