Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La delegada en Madrid ve a la ultraderecha y a la extrema izquierda detrás de 'Ocupa el Congreso'

Dice que "se siente segura" al pasear por Madrid y espera que la Justicia actúe contra los que la amenazaron en Internet
La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, ha asegurado que detrás de la convocatoria 'Ocupa el Congreso', en el que se anima a través de Internet a tomar el Parlamento español el 25 de septiembre, hay grupos de ultraderecha y extrema izquierda.
En una entrevista concedida a Europa Press, Cifuentes ha señalado que se trata de una convocatoria "heterogénea" porque, según informes policiales, "por un lado hay grupos antisistema, que a través de redes sociales y una web tienen mucho que ver con ciertos grupos muy radicales de izquierdas" y, por otra, hay grupos de ultraderecha.
"Por tanto, en un caso como el del 25-S se da el caso de que los extremos se tocan y la final tanto la extrema derecha como la extrema izquierda están buscando la desastibilización del sistema democrático, con una acción tan simbólica como es la ocupación del Congreso", ha dicho. Eso sí, ha querido felicitar al 15M por desmarcarse de este iniciativa.
La delegada ha aclarado que "por descontando" la Policía no va a permitir que consigan su objetivo. "Ese día hay sesión de Pleno del Congreso y, según el Código Penal, es delito y se va a actuar con todo el rigor de la Ley", ha esgrimido.
DE SOL AL CONGRESO
La delegada del Gobierno en Madrid se ha preguntado por qué razón los manifestantes que desde el 15M se han manifestado en la Puerta del Sol han preferido en los últimos meses trasladarse al Congreso de los Diputados. Pero ha recordado que la sede de las Cortes es un lugar con inviolabilidad, como establecen las leyes, ya que "es el símbolo más visible de la democracia".
"Posiblemente hay grupos que están buscando esta foto saltando el Congreso y queriendo generar inestabilidad política. Esto sería muy negativo por la situación muy complicada que desde el punto de vista económico está pasando España. Es un momento en el que hay que tener confianza en las instituciones y ese tipo de actos quiere buscar el efecto contrario, que es generar desconfianza y una idea clara de inestabilidad en España", ha sostenido.
Cifuentes ha señalado que las vallas colocadas desde julio en la carrera de San Jerónimo se pusieron precisamente para evitar que los manifestantes intentaran entrar al Congreso de los Diputados y hubiera cargar policiales para evitarlo.
Ha recordado que, aunque siguen estando dichas vallas, el tráfico está abierto y no hay restricciones para poder acceder a la zona. "Las vallas están puestas porque existe la preocupación, en base a informes policiales, de que en cualquier momento, como ha ocurrido a lo largo del mes de julio y en alguna ocasión en agosto y también en septiembre como así lo han anunciado, haya grupos que quieran tomar, entre comillas, el Congreso", ha insistido.
En este sentido, la delegada ha defendido la presencia de vallas porque, a su juicio, sirven para evitar una acción policial "más contundente". "Yo prefiero una valla a que tenga que haber una carga policial y creo que la mayoría de los ciudadanos prefieren una valla preventiva a tener que ver cargas policiales todos los días en el Congreso", ha explicado.
MANO TENDIDA AL 15M
Respecto a su relación con el movimiento 15M, la delegada ha reconocido que sólo existe a través de los medios de comunicación puesto que aunque se ha ofrecido para recibirles y dialogar con ellos, "no han querido porque dicen que no tienen portavoces". "Eso sí, luego ellos hablan en los medios, tienen portavoces que acuden a los medios, tienen redes sociales y demás", ha apostillado.
A pesar de estos desplantes, Cifuentes ha aprovechado el micrófono de Europa Press Pero para ofrecer de nuevo su diálogo. "Son un grupo de ciudadanos que tienen todo el derecho del mundo a manifestarse, como el resto de los ciudadanos. Lo que yo les pido es específicamente a ellos que cuando quieren manifestarse lo comuniquen", ha apuntado.
De hecho, ha revelado que no ha vuelto a acudir a ninguna asamblea de este movimiento reivindicativo "para que no puedan pensar que pueda querer una provocación". "Nunca me ha gustado provocar y nunca lo he hecho", ha agregado.
"ME SIENTO SEGURA POR LAS CALLES DE MADRID"
A pesar del reciente episodio en el que fue insultada e increpada por un grupo de manifestantes cuando volvía de hacer compra por una calle del madrileño de Malasaña, Cristina Cifuentes ha afirmado que se siente "muy segura" por las calles de Madrid.
"Yo paseo tranquilamente por las calles de Madrid habitualmente y salvo en esa ocasión no he tenido ningún problema. Más bien al contrario, cuando los ciudadanos se acercan a decirme cosas son positivas y cuando es una crítica es en un tono absolutamente normal", ha indicado.
La delegada cree que los políticos deben estar en contacto con los ciudadanos "de manera directa". "Yo estoy en las redes sociales precisamente por eso para tener un contacto con los ciudadanos, pero lógicamente de una manera educada y sin haber violencia física o verbal, porque a veces puede ser esa violencia verbal", ha agregado.
Precisamente, sobre las amenazas de muerte que recibió hace unos meses en las redes sociales, la delegada ha confirmado que presentó dos denuncias en los tribunales "no por insultos, sino por graves amenazas de muerte contra mí y mi familia".
"Espero que los tribunales actúen porque creo que Internet es un sitio que tiene grandes ventajas y para los políticos más, porque te permite estar en contacto directo con los ciudadanos. Pero es una lástima que haya personas que aprovechando el anonimato que proporciona Internet lo utilicen para amenazar y cometer actos delictivos. No soy la única política amenazada por Internet y espero en el caso de todos que la Justicia actúe para terminar este tipo de conductas", ha concluido.