Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

En Marea defiende el derecho a decidir pero dice que sólo es línea roja para el PSOE, que está dividido en dos

La portavoz de En Marea en el Congreso, Alexandra Fernández, ha asegurado este viernes en Madrid que el derecho a decidir es un eje fundamental del proyecto que defenderá su agrupación esta legislatura, si bien ha negado que sea una línea roja para ellos. "La línea roja es la que tiene el PSOE", ha apostillado.
Así lo ha asegurado a su llegada a la Cámara Baja la portavoz de la candidatura de confluencia gallega, que obtuvo seis escaños en las pasadas elecciones generales y en la que se integra Anova, Podemos y Esquerda Unida. Los seis han acudido este viernes al Congreso a recoger sus actas.
"La línea roja está en que el PSOE está dividido en dos. Hay una parte del PSOE que apoyaría ese referéndum", ha asegurado Fernández al ser preguntada sobre si el reconocimiento del derecho a decidir y la celebración de un referéndum en Cataluña son una línea roja para en Marea a la hora de apoyar la posible investidura del líder socialista, Pedro Sánchez.
De este modo, la nueva diputada gallega ha defendido que En Marea entiende "que Galicia tiene una serie de especificidades", entre las cuales está "la del derecho democrático de decidir para que tanto los gallegos como el resto de naciones decidan qué es lo que quieren ser".
"Nosotros apostaremos por un proyecto que defienda y garantice el bienestar de las mayorías sociales y también entendemos que Galicia es un sujeto político propio y que, como tal, como nación periférica del Estado, tiene una serie de especificidades que pondremos encima de la mesa, y entre las cuales está el derecho democrático a decidir de los pueblos", ha enfatizado.
No obstante, ha asegurado que esta cuestión sólo representa una línea roja para el PSOE; la "línea roja" que, a su juicio, divide a los socialistas entre su secretario general, Pedro Sánchez, y la líder andaluza, Susana Díaz.
¿EL PSOE ESTÁ CON EL PP O POR UN PACTO DE IZQUIERDAS?
Por todo ello, Fernández ha llamado al PSOE a entender el "nuevo escenario político" y decidir "cuál va a ser su apuesta de gobierno", es decir, "si está por un gobierno alternativo de izquierdas, o por continuar siendo la pareja de baile del PP".
"Aquí hay una línea roja que divide al PSOE en dos. Por un lado están los que quieren continuar el proyecto político del PP, y al otro lado, un PSOE que quiere recuperar el proyecto socialdemócrata y propuestas como las que ya apuntaba el PSC en 2012, que era asumir el derecho a decidir de los pueblos. Tendrá que decir el PSOE por qué proyecto político va a apostar", ha enfatizado.