Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Monarcas de Arabia Saudí y Qatar, los únicos que aumentan su fortuna este año

El rey de Arabia Saudita, Abdalá bin Abdelaziz, de 86 años, consiguió situarse en la tercera posición del listado. EFE/Archivotelecinco.es
El rey saudí Abdalá bin Abdelaziz y el jeque qatarí Hamad bin Yasem son los únicos soberanos que han visto aumentar este año sus fortunas, según una lista publicada hoy por la revista Forbes con los quince monarcas más ricos del mundo y que está liderada por el rey de Tailandia, Bumibhol Adulyadej.
El ránking elaborado por la publicación sitúa en lo más alto al octogenario monarca, que amasa una fortuna de 30.000 millones de dólares, que lo convierten en el soberano más rico del mundo, aunque esa cifra no se ha incrementado desde 2009, al contrario de lo ocurrido con las del rey saudí y el jeque de Qatar.
Abdalá bin Abdelaziz, de 86 años, consiguió situarse en la tercera posición del listado, por detrás del sultán Hassan Bolkiah de Brunei (20.000 millones de dólares), con los 18.000 millones que contienen sus arcas, gracias a "haber sabido gobernar su país durante la recesión", según detallan los responsables de Forbes.
"La economía de Arabia Saudí experimentará un crecimiento récord del 4 por ciento este año y el aumento en la riqueza del monarca es una muestra de ello", añade Forbes, en cuya lista sólo hay otro monarca más rico hoy que el año pasado: el jeque qatarí Hamad bin Yasem, que ocupa el octavo puesto con 2.400 millones de dólares.
No se ha tratado de un año bueno para las arcas reales y, según Forbes, "los quince monarcas más ricos del mundo han sufrido para mantener su riqueza y el valor total de la fortuna del grupo ha bajado un 9 por ciento".
Los responsables del ránking destacan las pérdidas del 60 por ciento que han sufrido las arcas del emir de Dubái, Mohamed bin Rashid al-Maktoum, quien, pese a ocupar el quinto puesto (4.500 millones de dólares), su posición se ha visto afectada por "la gran deuda" que acumula el emirato, cifrada en 109.000 millones de dólares.
También destaca la riqueza del jeque Jalifa Bin Zayed al Nahiyan, de Emiratos Árabes Unidos (EAU), que ocupa, con 15.000 millones de dólares, el cuarto puesto de un listado en el que sobresale también la fortuna del príncipe Hans-Adam II de Liechtenstein, el primer miembro de la realeza europea en aparecer.
El soberano de Liechtenstein ocupa el sexto puesto con 3.500 millones de dólares y le siguen el monarca marroquí, Mohamed VI (séptimo, con 2.500 millones), el príncipe Alberto de Mónaco (noveno, con mil millones) y el príncipe Karim Aga Khan (décimo, con 800 millones), así como el sultán Qabus bin Said de Omán (undécimo, con 700 millones).
Completan la lista de los quince miembros de familias reales más ricos del mundo la reina Isabel II de Inglaterra (450 millones de dólares), el jeque Sabah Al Ahmad Al Sabah de Kuwait (350 millones), la reina Beatriz de Holanda (200 millones) y, ya en último lugar, el rey Mswati III de Suazilandia, con 100 millones de dólares. EFE