Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ortuzar dice que el PNV irá "a escuchar" al PSOE, "sin líneas rojas pero sin dar un cheque en blanco"

Espera que Sánchez explique "como va a construir" una "mayoría suficiente" para su investidura y si el PNV tiene o no "un hueco ahí"
El presidente del PNV, Andoni Ortuzar, ha asegurado que el PNV acudirá a su encuentro con Pedro Sánchez en el Congreso de los Diputados para escuchar al PSOE "sin líneas rojas, pero sin dar un cheque en blanco". Según ha dicho, espera que el secretario general de los socialistas explique a la representación jeltzale "como va a construir" una "mayoría suficiente" para su investidura y si el PNV tiene o no "un hueco ahí".
En declaraciones en el programa "El Jake" de ETB, recogidas por Europa Press, el dirigente de la formación jeltzale ha asegurado que su partido ha sabido "siempre negociar" y este hecho se ha convertido en "eje de su seña de identidad". "Somos un partido al que le gusta más llegar a acuerdos que tener conflictos", ha indicado.
Por esta causa, ha asegurado que este sábado, en su encuentro con el PSOE, dentro de la primera ronda para intentar formar Ejecutivo, la delegación del PNV irá "a escuchar" a Pedro Sánchez, "al que le toca explicar sus ejes de Gobierno" y aquellos temas "en los que cree que el PNV podría entrar". "En función de lo que él nos diga, tomaremos decisiones", ha apuntado.
Ortuzar ha asegurado que su partido es "muy consciente" de que sus seis votos, sumados a los del PSOE "no valen para nada" por lo que los socialistas deberán "hacer antes movimientos con otros partidos con mayor número y respaldo". "En función de cómo vayan esos acuerdos con esos partidos, nosotros iremos decantando también nuestra posición", ha explicado.
Según el presidente del PNV, "más que a plantear nosotros", su formación pretende "que el PSOE y su candidato nos digan por dónde quieren que transcurra la legislatura". "Nosotros no llevamos ninguna línea roja pero tampoco vamos a darle un cheque en blanco a nadie", ha advertido.
El PNV pretende también que Pedro Sánchez explique a su partido "como pretende construir esa mayoría suficiente" para que su investidura y futura gobernabilidad "se garanticen" y "si el PNV tiene un hueco ahí o no tiene un hueco".
El presidente del PNV cree que, aunque el líder del PSOE pretenda hablar con formaciones de izquierda y de derecha, "tiene ya sus preferencias". En su opinión, debido a que el proceso actual "ha venido precedido de tal desastre, de tal cúmulo de despropósitos en las relaciones entre unos y otros partidos", en este momento "es muy difícil sentarse ya a negociar después de las cosas que se han dicho los unos a los otros".
"Creo que hace falta un tiempo de distensión, que es lo que creo que está haciendo con esta primera ronda: intentar que las aguas lleguen a su cauce, que se tranquilicen y se olviden esas cosas que se han dicho unos a otros", ha manifestado.
Ortuzar cree que, "una vez que eso suceda", Pedro Sánchez "tendrá que concretar más y aceptar con quién quiere conformar", porque "es verdad que eso de a derecha e izquierda es difícil".
ELECCIONES
Preguntado por la posibilidad de repetir las elecciones generales, ha considerado que "hay gente a la que le gusta coquetear con el peligro". "Hay partidos que ahora dicen que no sería bueno repetir las elecciones pero que seguro que, por detrás, están haciendo el cuento de la lechera de si subirían cuatro, cinco o diez escaños", ha dicho.
A su juicio, de volver a convocarse otros comicios, no se producirían "grandes distancias" en la política de bloques, pero se correría el riesgo de "un hartazgo ciudadano y una explosión que no creemos que sea buena".
En el caso del PNV, "sería todavía menos bueno" porque las elecciones autonómicas están previstas para octubre "y sería bueno que la ciudadanía vasca llegara con la mente limpia y sin esa fatiga poco edificante que está produciendo la política española en estos momentos".
CICLOS INVERSOS
El presidente considera que Euskadi y el estado viven "ciclos políticos inversos" porque mientras en España "está empezando" la legislatura, en el País Vasco concluye en unos meses.
"Nuestra prioridad va a estar en la agenda vasca. Nosotros creemos que a lo largo de estos cuatro años de mayoría absoluta del PP la agenda vasca ha estado ausente de la política española y tiene que volver a estar presente", ha señalado.
Ha citado como ámbitos "que tienen que estar presentes", el del autogobierno, el de la paz y convivencia, y el de las reformas socioeconómicas "que hacen falta para salir de la crisis económica". "Nosotros nos vamos a mover ahí", ha dicho.