Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ortuzar llama a los que quieren "meter un voto cabreado en las urnas" a defender Euskadi con su apoyo a PNV

Urkullu cree que el 26J es la oportunidad de "cambiar la política española con la refundación de un Estado plurinacional"
El presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, ha realizado un llamamiento a los que quieren "meter el voto cabreado en las urnas", optando por lo "más extremista", a que "se lo piensen dos veces" y defiendan Euskadi en Madrid, con su apoyo al PNV. Además, el lehendakari, Iñigo Urkullu, ha considerado que el 26J se abre la oportunidad de poder "cambiar la política española con la refundación de un Estado verdaderamente plurinacional".
En un mitin celebrado en la plaza Santa Eugenia de Romo, en el municipio vizcaíno de Getxo, Ortuzar ha afirmado que, en esta nueva campaña, "los partidos españoles siguen igual, haciendo la misma antipolítica y cometiendo los mismos errores que han llevado "al desastre" de las nuevas elecciones.
A su juicio, están "igual de prepotentes, igual de soberbios, igual de torpes". "No han aprendido nada, no quieren aprender, quieren imponer. No quieren acordar, quieren arrumbar al otro, no quieren formar un gobierno, quieren que no gobierne el otro".
Tras señalar que el PNV ha "intentado meter un poco de cordura y aportar su granito de arena para ver si era posible cambiar las cosas en España y, de paso, poner sobre la mesa la 'agenda vasca' en Madrid", ha afirmado que "ha sido imposible".
"A los cuatro partidos españoles la 'agenda vasca' les importa muy poco. Pero, después de hablar y estar con todos ellos en varias ocasiones, he llegado a la conclusión de que también su España les importa un bledo", ha añadido.
El líder del PNV ha señalado que, "si tuvieran por su patria una décima parte del amor, compromiso y dedicación" que los jeltzales tienen por Euskadi, "hoy habría un gobierno en Madrid". "Ésa es la principal diferencia. Nosotros por Euskadi lo damos todo", ha apuntado.
Además, ha explicado que para los jeltzales "Euskadi es lo primero". "Afortunadamente, la realidad española y la realidad vasca cada vez son más diferentes. Cada vez volamos más por libre y, a pesar de todas las dificultades, hacemos lo que hay que hacer para mantener una sociedad equilibrada, justa, en la que se garantizan los servicios públicos de calidad, y se atiende y ayuda al que lo necesita; algo que no sucede en España", ha dicho.
El líder jeltzale ha reconocido que en la Comunidad Autónoma Vasca también hay problemas, pero son "más leves", y ha apuntado que "la diferencia está en la forma de responder a esos problemas y de plantear las soluciones". "En España no hay y aquí sí", ha apostillado.
En este sentido, se ha referido a la situación del Gobierno de Mariano Rajoy, "con la deuda disparada, el déficit desbocado, y con una política fiscal que no saben por dónde les pega el aire" porque "lo mismo dicen que van a bajar impuestos que, luego, los suben".
LA GAVIOTA
"Cuando la gaviota vuela baja, si no andas listo, te vacía la caja. Es lo que están haciendo con las pensiones, metiendo la mano en la caja. Eso no es serio. Así que hay que poner la gaviota por lo alto para que no sobrevuele los cielos vascos y no se lleve de aquí nada. Eso es lo que está en juego también el 26, que no se lleven de aquí nada", ha advertido.
Además, ha recordado que el sector del acero está "en crisis total por el dumping chino, pero son incapaces de reclamar una posición de defensa europea conjunta".
También ha manifestado que, "en gran parte de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos españoles", hay "líos económicos, sociales y políticos, también en los que gobiernan los 'nuevos', los mesías de la nueva política". "Una cosa es predicar y otra dar trigo. Y ahí tenéis los problemas en Barcelona o Cádiz, tan solo un año después de las municipales", ha apuntado.
Andoni Ortuzar ha recordado que en Euskadi "se cumple el déficit, se miden los presupuestos" y se intenta traer nuevos inversores. En su opinión, en "países y sociedades diferentes", tiene que haber un "voto diferente".
Además, ha señalado que todavía hay gente que, como hizo el 20D, "quiere meter en la urna un voto cabreado y piensa en votar lo más extremista, no para que lleguen al gobierno, sino para protestar contra los que gobiernan en Madrid".
"Con todo el respeto, que se lo piensen dos veces, que no les engañen los cuatro fantásticos. Con los votos de Euskadi no se pone ni se quita presidente en La Moncloa, no se pone ni se quita Gobierno en España, pero con los votos vascos sí se pueden defender los intereses de Euskadi en Madrid", ha afirmado.
En esta línea, ha dicho que "se puede llevar la 'agenda vasca' al Congreso y Senado, avanzar en el autogobierno, en la paz y la reconciliación". "Para eso está el PNV. Hay una opción alternativa, una opción positiva, que es defender lo nuestro", ha reiterado.
Por ello, ha instado a sus militantes a "recorrer Euskadi punta a punta, pueblo a pueblo y territorio a territorio" para "llenar las urnas de voto rojo, verde y blanco", los colores de la ikurriña.
RECENTRALIZACIÓN
Por su parte, el lehendakari ha recordado que "estos cuatro años, el Estado ha ejercido unas políticas recentralizadoras de carácter estructural, de intensidad desconocida hasta el momento".
"Éste es el comportamiento del Estado ante Euskadi. Aquí encontramos el significado profundo de la llamada del PNV al voto en estas elecciones", ha indicado, para defender la 'agenda vasca', que es "política económica, política social, son inversiones para Euskadi, es paz y convivencia, es presente y futuro del autogobierno".
Urkullu ha asegurado que Euskadi necesita "que la agenda del autogobierno esté presente en Madrid". "Necesitamos fuerza vasca en Madrid para avanzar en el reconocimiento de Euskadi como nación", ha añadido.
A su entender, el autogobierno "debe ser apuntalado" y hay que "ensanchar los límites de la construcción institucional y social ya consolidada".
Tras subrayar que "el compromiso del PNV es permanente", ha señalado que hace 20 años la 'Declaración de Barcelona' "abogaba por abrir una nueva etapa de reconocimiento por España y Europa de las realidades nacionales de Galicia, Euskadi y Catalunya", y proponía "el poder político suficiente para que, tanto dentro del Estado como en relación a Europa, ofrecezcan respuestas a los retos del siglo XXI".
"Han pasado 20 años y el problema no se ha resuelto, se ha enconado, y ahora, sufrimos sus consecuencias. Estamos planteando que el Estado reconozca su realidad plurinacional y respete la singularidad vasca. El Gobierno de Rajoy no ha entendido el nuevo tiempo, no ha atendido las propuestas planteadas desde Euskadi", ha dicho.
En esta línea, ha precisado que el Ejecutivo popular ha estado en funciones para todo, menos para atacar el autogobierno vasco" con sus recursos, sus actuaciones y su "falta de compromiso" con los problemas de Euskadi.
Para el lehendakari, la actitud del Ejecutivo del PP ha sido de "imposición y negación". "Ahora tenemos la oportunidad de condicionar al Gobierno español, de cambiar la política española con la refundación de un Estado verdaderamente plurinacional", ha destacado.
Tras recordar que el 26J los vascos eligen su representación en Madrid, ha subrayado que una parte "irá a obedecer los dictados de los cuatro partidos españoles". "La única obediencia del PNV es con Euskadi. Lleva el rojo, verde y blanco en su corazón. Éstos son nuestros colores", ha dicho.
"COMO GALES"
Por su parte, el cabeza de lista del PNV por Bizkaia, Aitor Esteban, ha recordado que Podemos asegura que "es la mejor garantía para la unidad de España", y ha dicho, en referencia a la Eurocopa, que no comprende que los vascos quieren ser "como Gales y jugar contra España".
En este sentido, ha asegurado que Euskadi "se siente una sociedad diferente en lo cultural y en lo social que ninguno de los cuatro magníficos entiende ni va a defender".