Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP-A centrará su trabajo parlamentario de 2014 en la lucha "real" contra la corrupción ante la inacción de Susana Díaz

Corredera asegura que "no se resignarán" a que el año que comienza sea "el tercero en blanco" para Andalucía
La vicesecretaria de Organización del Partido Popular andaluz, Ana Corredera, ha avanzado este martes que el trabajo de su grupo parlamentario en 2014 se centrará fundamentalmente en la lucha "real contra la corrupción" ante la inacción en esta materia de la presidenta de la Junta, Susana Díaz.
En rueda de prensa, Corredera ha señalado que el "objetivo primordial" de las iniciativas que presente el Grupo Parlamentario Popular durante el presente año será el de "salir del agujero de falta de confianza y de credibilidad en el que el PSOE-A ha sumido a Andalucía" tras más de 30 años de gobierno porque "no basta" con decir que se va a ser implacable contra la corrupción si después, con los hechos, "Díaz sigue empeñada en tapar, silenciar y proteger el fraude que los gobiernos socialistas han cometido con el dinero de todos los andaluces".
"La corrupción seguirá siendo protagonista en 2014 mientras la presidenta Susana Díaz no permita que se llegue al fondo de la cuestión", ha advertido para criticar la inacción de la presidenta de la Junta en esta materia, así como sus "poses gradilocuentes" y sus anuncios de medidas de transparencia "que luego no se ponen en marcha".
Ante ello, la dirigente 'popular' ha exigido al Gobierno andaluz que establezca "controles de cada euros público", que implante medidas de transparencia "eficaces" y que facilite a la oposición toda la información que solicita "para que no se produzcan nuevos casos como el de los ERE, Invercaria, Bahía Competitiva o UGT-A". También, que ponga en marcha una línea de "colaboración leal y eficiente con la justicia porque ahora se está cuestionando en todo momento".
Tras insistir en que hay que "aclarar lo ocurrido en el pasado porque hasta ahora eso no está siendo posible", Corredera ha reiterado que el PP-A seguirá planteando iniciativas en el Parlamento "para conocer toda la verdad y llegar al fondo de la cuestión" y ha pedido a PSOE-A e IULV-CA que "no las sigan bloqueando".
DECÁLOGO DE 'PROPÓSITOS' PARA EL NUEVO AÑO
Además, ha explicado cuáles serán los otros nueve ejes de actuación de su grupo parlamentario y que completan este decálogo de "objetivos" del nuevo año para el PP-A, que se compromete a "seguir llevando la iniciativa" y planteando "alternativas" a las políticas "fracasadas del bipartito".
Junto con la lucha contra la corrupción, los populares se centrarán en "trabajar por el empleo" tendiendo la mano al Ejecutivo autonómico para llegar a "consensos" que generen empleo y riqueza en la comunidad. Tras tender la mano a Díaz para ello, Corredera le ha pedido no obstante que "escuche" las propuestas de la oposición, ya que "algunas ni siquiera las han mirado" y otras, en cambio, "las rechazan pero después las utilizan para hacer anuncios" en los Consejos de Gobierno, según ha criticado.
El PP-A se volcará igualmente con los Ayuntamientos andaluces para que sean "más fuertes" y se les "abone en su integridad" los ingresos correspondientes a la ley de Participación en los Tributos de la comunidad (Patrica). Solo así, a juicio de Corredera, las entidades locales podrán ir saliendo de la situación de "asfixia financiera" a la que las tiene "sometida" la Junta.
"Cuentas públicas saneadas y más transparencia" es otro de los objetivos del PP-A para 2014, ya que en ellas "nos jugamos la salida de la crisis", en palabras de Corredera. En su opinión, los andaluces necesitan que se les bajen los impuestos y que la Junta no haga "recortes con la excusa" del cumplimiento del objetivo del déficit. De ahí, que el PP-A vaya a exigir en este año "que se pague todo lo que se debe" a ayuntamientos y proveedores en tiempo y forma y que se "cumpla" cada euros del presupuesto de la comunidad.
También pedirá que se defina un nuevo modelo de concertación social dado el "fracaso" del actual --"que no ha servido para crear empleo sino para comprar paz social", según ha resumido-- y que se racionalice la "administración paralela" de la Junta, que es la "gran asignatura pendiente" del gobierno autonómico. Corredera ha recordado que Susana Díaz se comprometió a crear antes de 2014 un grupo de expertos independientes para acometer este objetivo y que, sin embargo, "ha llegado el año nuevo y no tenemos ni idea" de dicho grupo.
Por contra, según ha criticado, la Junta sí que ha acometido "recortes" salariales a los empleados públicos de la comunidad, que son de los pocos trabajadores de España que "vuelven a perder la extra de navidad y verano". Recuperar los complementos autonómicos de estas pagas, por tanto, es otro de los objetivos del PP-A para 2014 y también evitar "más recortes en políticas sociales".
En materia social, la vicesecretaria de Organización ha indicado que también se centrarán en "salvaguardar la educación pública de la lucha partidista" que, a su juicio, hace el PSOE-A para "tapar las muchas carencias" del sistema educativo andaluz y en exigir "políticas reales de vivienda" que "complementen" a las puestas en marcha por el Gobierno de Mariano Rajoy.
De este modo, el PP-A espera igualar o superar los datos arrojados al término de 2013 de su actividad parlamentaria en la Cámara andaluza, donde han registrado en esta novena legislatura 8.092 iniciativas de las 10.828 presentadas por el conjunto de los grupos, lo que supone casi un "75 por ciento" de las mismas.
Sobre todo, según ha insistido Corredera, porque su partido no se va a "resignar" a que 2014 sea "el tercer año en blanco" para Andalucía. "Queremos que sea el año de la recuperación económica", ha sentenciado para exigir a la presidenta de la Junta que aparque las "políticas de escaparate" y se dedique, fundamentalmente, a crear empleo y a luchar contra la corrupción.